Inicio NOTICIAS Un israelí fue golpeado por un egipcio en un bar de Lituania

Un israelí fue golpeado por un egipcio en un bar de Lituania

Por
0 Comentario

 Itongadol.- Eli Cohen, un estudiante que estaba de vacaciones en Lituania, afirmó que fue atacado por un hombre egipcio en un bar por el hecho de ser israelí. “No existe Israel, sino Palestina”, le gritó su atacante antes de darle una piña y romperle vasos de cerveza en la cabeza.

El estudiante israelí Eli Cohen se quedó con la nariz rota y varios puntos en la cabeza después de ser atacado por un hombre egipcio en un bar en Lituania a principios de esta semana.

El incidente tuvo lugar hace varios días, cuando Cohen -un estudiante del Centro Interdisciplinario de Herzliya- hizo una excursión a Vilna organizada por el hostel en el que se encontraba.

"Un tipo se acercó a mí en uno de los bares", contó Cohen, "y me preguntó de dónde venía." Yo dije que era de Israel. "Sus ojos se abrieron y dijo: ‘Soy de un Estado que es enemigo tuyo, de Egipto".

Cohen trató de suavizar las cosas. "No somos enemigos, hay un acuerdo de paz entre nuestros países, yo mismo visité Egipto y lo pasé muy bien", le expresó al egipcio.

Sin embargo, fue en vano, porque el egipcio persistió: "¿Serviste en el ejército? ¿Crees que Israel pertenece a los judíos o los palestinos?"

Cohen trató de evitar la confrontación. “No estoy aquí para hablar de política”, expresó, sacudiendo la mano del egipcio y luego moviéndose a otra esquina del bar.

Según Cohen, el egipcio se quedó mirándolo a lo largo de la noche y más tarde se acercó de nuevo, lo abordó y forzosamente trató de fabricar una confrontación. "No existe Israel, solo Palestina, estás ocupando su tierra", le gritó el egipcio a Cohen.

En ese momento, las cosas se pusieron violentas. "El tipo me metió el dedo en la cara y me pellizcó la mejilla", señaló Cohen. "Me sorprendí, levanté los brazos para intentar crear un espacio entre nosotros y le pedí que se alejara de mí."

El egipcio golpeó a Cohen en la cara. "No reaccioné", dijo Cohen. "Y luego el egipcio me rompió un vaso sobre la cabeza, el patovica del bar nos separó y me llevó a los baños".

En los baños, Cohen vio que su rostro estaba ensangrentado, al igual que su ropa y zapatos.

Fue a una sala de emergencia local, donde recibió puntos de sutura en su cabeza y se le diagnosticaron una leve fractura en la nariz.

"El odio a los judíos está vivo en el mundo, como aprendí esta noche cuando fui atacado simplemente por ser judío israelí", escribió Cohen en un post de Facebook sobre el incidente.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat