Inicio NOTICIAS Israel. La ministro de Justicia propuso que haya castigos más duros para los lanzadores de piedras

Israel. La ministro de Justicia propuso que haya castigos más duros para los lanzadores de piedras

Por
0 Comentario

Itongadol/AJN.- La ministro de Justicia de Israel, Ayelet Shaked, está promoviendo una legislación apuntada a dar un castigo más duro a los lanzadores de piedras, sin tener que proveer pruebas de que el acusado tuvo intenciones de herir a otra persona. Su primera pieza de legislación desde que asumió su cargo será puesta a votación el domingo en el Comité Ministerial de Legislación.

 
El objetivo, que fue previamente propuesto por Tzipi Livni pero no que pasó la lectura, es proveer herramientas legales para lidiar con situaciones que la legislación actual no cubre. Un equipo encabezado por el secretario del gobierno discutió el tema antes en un intento por lidiar con un fenómeno que primero comenzó en Jerusalem del Este pero que luego se esparció a otros lugares, lo que hace que se necesiten cambios en la legislación existente.
 
En su propuesta, Shaked buscará reducir la gran brecha existente entre la penalidad descripta por la ley, que es actualmente de 20 años de prisión, al pequeño castigo provisto en la práctica debido a la dificultad de proveer la intención de dañar, como requiere la ley actual.
 
Cada año se sentencian aproximadamente mil acusaciones contra lanzadores de piedras, pero la dificultad en proveer la intención de causar daño es, en muchos casos, factor de que se den penalidades menores, si es que sea da alguna. Shaked planea agregar un tipo de ofensa a la ley, la cual prohibirá el lanzamiento de piedras u objetos no solo con la intención de dañar, sino para interferir o impedir que un policía cumpla con su deber. El castigo será de hasta 10 años de prisión.
 
“El elemento mental particular del intento de dañar a un pasajero o vehículo, o poner en peligro su seguridad, que es requerida hoy, no provee una solución para casos de lanzamiento de piedras sin esa intención particular”, explica el proyecto.
 
“Por ejemplo, cuando se hace como parte de un motín general, el elemento mental requerido no existe necesariamente en todos los alborotadores. La pena máxima para la ofensa, 20 años de prisión, es inapropiado en casos en los que lanzar piedras pueden causar daños o poner en peligro la seguridad de otros”, remarcó.
 
 

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat