Inicio NOTICIAS Sharon: la guerra que lleva a la paz

Sharon: la guerra que lleva a la paz

Por
0 Comentario

El mandatario indicó que su propuesta de llevar a cabo una conferencia internacional para la paz, auspiciado por Estados Unidos, podría poner fin a las hostilidades en Medio Oriente.

Dicha conferencia «permitirá a Israel presentar su propuesta de paz», que consta de tres fases: un cese completo de la violencia, las hostilidades y la incitación; un acuerdo intermedio, de largo plazo, similar a un armisticio; y un acuerdo permanente en el que se definan las fronteras de Israel y los palestinos, poniendo fin al conflicto con los palestinos y los países árabes.

Aliados

Sharon agradeció el apoyo del AIPAC, un poderoso grupo de presión judío en Washington, y felicitó al presidente de Estados Unidos, George W. Bush, por su campaña internacional contra el terrorismo.

El mandatario israelí también trazó paralelos entre las operaciones de EE.UU. en Afganistán y la lucha que entabla Israel contra los grupos radicales palestinos:

A veces, civiles inocentes quedan atrapados en el fuego cruzado. Tenemos el derecho moral y la obligación de defendernos

Ariel Sharon
«A veces, civiles inocentes quedan atrapados en el fuego cruzado. Tenemos el derecho moral y la obligación de defendernos».
«Los terroristas en Washington, en Tel Aviv, o en cualquier otro lugar no tienen derecho a matar a civiles inocentes de manera indiscriminada», señaló.

Sharon describió a su país como «la única democracia verdadera en el Medio Oriente», agregando que Israel se encuentra al frente del «conflicto entre el mundo civilizado y las fuerzas del mal».

Nuestras puertas están abiertas para cualquier judío que quiera vivir aquí

Ariel Sharon
El primer ministro israelí lo calificó de «libelo de sangre», una expresión que se refiere a una acusación milenaria en los países cristianos, según la cual los judíos usaban sangre de cristianos para la confección del pan para la Pascua judía.
En su discurso Sharon también llamó a los judíos del mundo a que viajen a Israel, ya sea para instalarse allí o sólo de visita. Invitó a las familias judías a que envíen a sus niños para que sean educados allí.

«Nuestras puertas están abiertas para cualquier judío que quiera vivir aquí», dijo, declarando que espera cumplir con la meta de atraer a un millón de judíos más, durante la próxima década.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat