Inicio NOTICIAS La comunidad judía en Irán tiene esperanzas con Rouhani

La comunidad judía en Irán tiene esperanzas con Rouhani

Por
0 Comentario

Itongadol.- La pequeña comunidad judía en Irán tiene esperanzas de que llegue un nuevo enfoque hacia las minorías bajo la presidencia de nuevo Hassan Rouhani, reportó AFP.

Rouhani, considerado moderado, podría representar un cambio frente a su predecesor que niega el Holocausto.

El nuevo presidente iraní, en una entrevista con la CNN el martes, condenó el genocidio nazi y lo calificó como un crimen "reprobable".

"Cualquier delito que ocurra en la historia contra la humanidad, incluido el crimen de los nazis contra los Judios, es reprobable y condenable", dijo.

Los judios iraníes perdieron más del 70 por ciento de su población, de sus 80,000 a 100,000 antes de la revolución islámica de 1979. Actualmente, hay entre unos 8.750 a 20.000 judios viviendo en Irán, según un censo de 2011.

Los que han optado por permanecer, se encuentran dispersos por Irán. Especialmente en Teherán, Isfahan y Shiraz. Los mismos "tienen una vida fácil", según aseguró el líder de la comunidad judía Homayoun Sameyah Najaf Abady de Teherán, a la AFP.

"No tenemos problemas. El gobierno no crea problemas contra nosotros", dijo en una ceremonia de oración en la sinagoga Sukkot Abrishami ubicada en el centro de la capital, a la que asistieron unos 200 fieles. Abrishami es una de las 10 sinagogas activas en Teherán, y cuenta con capacidad para 500 personas. La misma está adornado con suelos y paredes de mármol y lámparas de araña.

"Oramos para que llueva, ya que es un signo de buena suerte para todo el año por venir", comentó Eliza Masudi Panah, una madre de 40 años acompañada de su hija adolescente, a la AFP.

La comunidad judía es reconocida como una minoría religiosa, junto con los cristianos y los zoroastrianos, y cuenta con un representante en el Parlamento. La misma parece estar bien integrada en una sociedad dominada por los musulmanes, aseguró el informe de la AFP.

Los miembros de la comunidad esperan que con la presidencia de Rouhani, descrito como un moderado chiíta, su situación va a mejorar.

El gobierno de línea dura de su predecesor, Mahmoud Ahmadinejad, "nunca envió un mensaje para el Año Nuevo de la comunidad judía", dijo Sameyah.

"Acogemos con beneplácito el enfoque del nuevo gobierno hacia las minorías", agregó refiriéndose a los mensajes de Rouhani y su ministro de Relaciones Exteriores, Mohammad Javad Zarif, con motivo de Rosh Hashaná felicitación unas semanas atrás.

Respecto a las diatribas antiisraelíes de Ahmadinejad y otros funcionarios, Sameyah dijo que ni se inmutó por las diatribas antiisraelíes.

"Las diferencias políticas entre Irán e Israel no nos afectan", dijo a AFP, y luego agregó: "Los judios de Irán son iraníes primero. Vivimos con los mismos problemas económicos que enfrentan nuestros compatriotas."

La economía de Irán ha sido golpeada por las sanciones occidentales destinadas a su sector petrolero vital y el acceso al sistema bancario mundial, lo que lleva a una depreciación masiva de su moneda y la inflación galopante.

Las sanciones tienen como objetivo obligar a Teherán a recortar sus controvertidas actividades nucleares, que las potencias occidentales e Israel sospechan que tiene objetivos militares a pesar de las repetidas negativas iraníes.

Sameyah subrayó que es muy respetado como miembro de la minoría y que tiene amigos, tanto dentro de la fuerza de voluntarios Basij, de tipo paramilitar, y de la Guardia Revolucionaria, quienes "me respetan a mí y a mi religión".

Sin embargo, admite que la televisora estatal "no distingue entre Judios y sionistas".

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat