Inicio DAIA La DAIA celebró su primer año de gestión

La DAIA celebró su primer año de gestión

Por Iton Gadol
0 Comentario

Itongadol.- Casi asistencia perfecta tuvo el encuentro de fin de año del Consejo directivo de la DAIA en el Club CASA. El verdadero motivo de la reunión fue celebrar el primer año de gestión de esta cadencia presidida por Jorge Knoblovits.

Todo fue alegría y orgullo de pertenecer. Ya durante el día, el intercambio de WhatsApp entre los miembros de la DAIA aseguraba una noche especial.

Fue Marcos Cohen, tesorero de la institución, el que inauguró los buenos deseos con un mensaje serio y emotivo: “La evaluación que se puede realizar al cabo de un año es que se ha asumido la misión con responsabilidad, honradez y prudencia. Que siempre se ha actuado con buena fe y pensando en lo mejor para nuestra comunidad”.

“Se han tejido buenas relaciones hacia el adentro y el afuera, siendo consecuentes con los intereses de la institución y de sus afiliadas”, aseguró Cohen.

Luego la lista de oradores la abrió su presidente, donde aseguró: “Dicen que lo peor que nos puede pasar en la vida es que se cumplan nuestros deseos. Porque si se nos cumplen nuestros deseos, nos quedamos sin ilusiones. Pero a mí, personalmente, sólo me queda agradecer. Tuvimos un año, como equipo, maravilloso. Un año de construcción, de comprensión, porque nos conocíamos pero no sabíamos cómo funcionábamos juntos. Y creo que aún en las pequeñas diferencias que tuvimos, pudimos tener la inteligencia necesaria para poder escucharnos y entendernos”.

Luego fue el turno de Mario Ruschin, presidente de la Fundación Amigos de la DAIA, que expresó: “Dejamos todas las diferencias de lado. Somos todos dirigentes de experiencia, muchos hemos ocupado cargos de responsabilidad en las distintas instituciones y eso nos enriquece. No siempre estamos de acuerdo, pero hemos aprendido con el correr del tiempo a escucharnos, entendernos y aconsejarnos entre nosotros”.

“La DAIA tiene un gran prestigio en el mundo judío y en la sociedad argentina, y eso lo sabemos. Cuando se prenden las luces, tenemos que estar todos juntos con un objetivo común, para defender a la comunidad judía argentina”, añadió.

Por su parte, David Stalman, vicepresidente primero, manifestó: “Para mí este año fue como una montaña rusa. Muy intenso. Aprendí un montón de todos ustedes y de la comunidad en general. Yo vengo del mundo conservador y ahora tengo una visión más amplia a partir de todo lo que la DAIA representa. Todo esto no podría haber sido sin la generosidad de Jorge y sin el apoyo de todos ustedes. Todos los días me despierto temprano a la mañana con ganas de ir a la DAIA, y eso es porque me está gustando lo que hago”.

Finalmente, Gustavo Michanie, vocal de la DAIA y presidente de Judíos Argentinos Gays (JAG), afirmó: “Antes las instituciones nos veían como algo raro, algo diferente. Y creían que no era necesario que tuviéramos un espacio. Sin embargo nos presentamos en la DAIA para ser reconocidos como una institución más y trabajar en contra de la discriminación”.

“Hace un año tuve el gran honor de poder ser elegido dentro de este gran equipo de trabajo, donde muy pocos de ustedes sabían qué era JAG. Esta comisión directiva estuvo trabajando por la inclusión y la diversidad. Y quiero invitarlos a que cada uno siga comprometiéndose con una comunidad más inclusiva y diversa”, concluyó.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat