Inicio PERSONAJES Quién es Harvey J. Alter, el científico judío reconocido con el Premio Nobel de Medicina

Quién es Harvey J. Alter, el científico judío reconocido con el Premio Nobel de Medicina

Por Martin Klajnberg
0 Comentario

Itongadol/Agencia AJN.- Este lunes, se anunció a los ganadores del Premio Nobel de Medicina 2020. El prestigioso reconocimiento fue para tres científicos de renombre, Harvey J. Alter, Charles M. Rice y Michael Houghton, cuyas investigaciones derivaron en el descubrimiento y posterior cura de la Hepatitis C, enfermedad que según la Organización Mundial de la Salud afecta a 70 millones de personas en todo el mundo y mata a 400.000 al año.

Entre ellos resalta la figura de Alter, cuyo origen judío explica, según su propio testimonio, su vocación por la medicina. En un artículo de 2013, Alter atribuyó su carrera médica a su educación judía, diciendo que su padre quería ser médico pero se vio frenado por las limitaciones financieras. «Siendo el único hijo de padres judíos en la ciudad de Nueva York, estaba predestinado a ser médico. Uno de mis amigos, de origen similar, eligió no ser médico y nunca más se supo de él», escribió.

Harvey James Alter nació en 1935 en la ciudad Nueva York. Obtuvo su título de médico en la Facultad de Medicina de la Universidad de Rochester, y se formó en medicina interna en el Strong Memorial Hospital y en los Hospitales Universitarios de Seattle.

Harvey J. Alter

En 1961, llegó a los Institutos Nacionales de Salud (NIH), ubicado en Bethseda, como asociado clínico. Luego, pasó varios años en la Universidad de Georgetown, regresando a los NIH en 1969 para unirse al Departamento de Medicina de Transfusión del Centro Clínico como investigador principal, y luego como Jefe de Estudios Clínicos y Director Asociado de Investigación.

El investigador, de 85 años de edad, recibió el más alto galardón otorgado a los civiles en el servicio de salud pública del gobierno de los Estados Unidos: la Medalla por Servicio Distinguido.

En el 2000, Alter fue galardonado con el prestigioso Premio Lasker a la Investigación Médica Clínica. Dos años más tarde, se convirtió en el primer científico del Centro Clínico elegido para la Academia Nacional de Ciencias (NAS), y en ese mismo año fue elegido para el Instituto de Medicina. Sólo un pequeño número de científicos son elegidos para integrar estas dos sociedades.

El Dr. Alter co-descubrió el antígeno de Australia, una clave para detectar el virus de la hepatitis B. Más tarde, encabezó un proyecto en el Centro Clínico que creó un almacén de muestras de sangre utilizadas para descubrir las causas y reducir el riesgo de la hepatitis asociada a la transfusión sanguínea.

Alter fue el principal investigador de los estudios que identificaron la hepatitis C. Su trabajo fue fundamental para proporcionar la base científica para instituir programas de detección de donantes de sangre que han disminuido la incidencia de la hepatitis transmitida por transfusiones a casi cero.

En 2013 recibió el Premio Internacional Gairdner de Canadá, otorgado a un científico cuyos avances han tenido, o tendrán potencialmente, un impacto significativo en los resultados de salud en el mundo en desarrollo.

Alter sigue estudiando los riesgos infecciosos de la transfusión de sangre, pero ahora se centra en agentes distintos de los virus de la hepatitis. Además, continúa estudiando la historia natural y los resultados de la infección del virus de la hepatitis C.

La Real Academia Sueca de Ciencias dijo: «Antes del trabajo de Alter, Rice y Houghton, el descubrimiento de los virus de la Hepatitis A y B había sido un paso adelante crítico, pero la mayoría de los casos de hepatitis transmitida por la sangre permanecían sin explicación. El descubrimiento del virus de la Hepatitis C reveló la causa de los casos restantes y posibilitó la realización de análisis de sangre y el desarrollo de nuevos medicamentos que han salvado millones de vidas».

Ejjh9fpXcAAJ5Jp

«Estoy abrumado en este momento, pero muy contento de que este virus oscuro haya demostrado tener un impacto global tan grande», dijo el Dr. Alter. «Hay tantas personas en el NIH que han hecho avanzar mi investigación, pero por ahora sólo puedo agradecer al propio NIH por crear el entorno permisivo y de colaboración que ha apoyado estos estudios a lo largo de décadas. No creo que mis contribuciones podrían haber ocurrido en cualquier otro lugar», agregó el científico.

«Harvey Alter es un científico inteligente, creativo, dedicado, persistente, autodefensivo, intensamente dedicado a salvar vidas», dijo el Director del NIH Francis S. Collins. «Su trabajo para identificar la naturaleza del virus de la hepatitis C ha llevado a avances dramáticos en la protección del suministro de sangre de esta enfermedad muy grave, y en última instancia, al desarrollo de una terapia altamente exitosa», agregó.

«Harvey es conocido por su agudo sentido del humor, su incansable ética de trabajo y por tratar bien a todos», dijo el Dr. James K. Gilman, director ejecutivo del Centro Clínico del NIH. «Como médico militar de larga data, estoy agradecido por lo que Harvey y sus compañeros han hecho para que sea posible proporcionar un suministro de sangre seguro a los hombres y mujeres que sirven al país», señaló.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat