Inicio NOTICIAS Sharon: la solución al conflicto con los palestinos, no podrá ser lograda por la fuerza.

Sharon: la solución al conflicto con los palestinos, no podrá ser lograda por la fuerza.

Por
0 Comentario

Lo interesante es que justamente cuando se está por concretar- aunque sea cuestión de meses y no de días – un aspecto de la solución – al menos en términos de la salida israelí de Gaza, aunque ello no significa aquí una solución negociada con los palestinos y el logro de un acuerdo, sino una retirada unilateral – ambas partes viven una situación en la que lo militar parece ser lo primordial.

Los grupos armados palestinos tienen interés en mostrar que Israel se va «huyendo» e intensifican sus ataques y el ejército quiere debilitar la infraestura armada de esos grupos, precisamente antes de irse de Gaza. La dinámica que se desata, parece contradecir el espíritu de los planes políticos, pero en realidad, es su primera expresión clara en el terreno.

Estos dos últimos puntos dejan en claro las limitaciones del poderío militar y de sus posibilidades, de la capacidad que pueden tener operativos bélicos para poner fin a la problemática de los grupos palestinos armados, desde la Franja de Gaza.

Israel ya había probado en otras oportunidades frenar los misiles Qassam desde el terreno mismo, considerando que al estar adentro, con los ojos abiertos, ayudado por la observación de Inteligencia desde el aire, podríá detenerlos. Ha llevado a cabo operativos de este tipo durante semanas enteras, sabiendo que el éxito era, en el mejor de los casos, limitado, y que los cohetes seguían cayendo.
Tanques israelíes en Gaza
.
Pero esta semana ha vuelto a caer en esa problemática, viendo cómo los Qassam aterrizaban en Israel mientras las tropas ya estaban en territorio palestino.

De fondo, de más está decir, influyen los redoblados esfuerzos de los radicales palestinos en lograr concretar los disparos, justamente cuando las tropas están en Gaza, para mostrar que las acciones militares de nada sirven.

A ello se agrega el incentivo palestino en agregar a la dinámica de siempre el elemento de «venganza» por el ataque en el que Israel mató a una gran cantidad de miembros de Hamas, lo cual dejó además a la organización con la sangre en el ojo, por sentirse expuesta y tan observada.

Toda esta situación, por más compleja militarmente que parezca en el terreno, no parece que vaya a detener la separación israelí de Gaza. Sharon está decidido a concretarla.

Lo que sí puede colocar obstáculos en su camino, es la tormenta en la derecha, algunos de cuyos «pensadores» ya han traducido en exhortaciones explícitas a soldados y militares a no acatar órdenes de evacuación.

El partido Likud de Sharon sigue en crisis y él no ha hallado todavía la fórmula política que le permita seguir adelante sin ser acusado, no sólo por los colonos, sino por sus propios copartidarios de línea más conservadora, de «traidor».
Fte BBC.-

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat