Inicio COMUNIDAD EN ACCION Gabriel Gutesman: “En Somos AMIA respetamos a todos los factores que integran la comunidad judía de la Argentina”

Gabriel Gutesman: “En Somos AMIA respetamos a todos los factores que integran la comunidad judía de la Argentina”

Por Iton Gadol
0 Comentario

Itongadol.- Gabriel Gutesman es una de las caras más visibles de la Lista 1 de Somos AMIA, que competirá en las próximas elecciones del 10 de abril para liderar la institución en el período 2022-2025. Conocido por su antigua gestión en la Escuela Natan Gesang y comprometido actualmente con su activa participación en AMIA, actualmente como secretario de Programas Sociales, donde se destaca la importante tarea durante la reciente crisis de la pandemia de coronavirus.

En una entrevista con ItonGadol, Gutesman se diferenció de sus principales competidores: “Somos respetuosos de todos los factores que integran la comunidad judía de la Argentina, respetamos los votos de la gente que nos confía en este momento y ocupamos los cargos con responsabilidad”.

La Lista 1 de Somos AMIA está encabezada por Mario Sobol y competirá contra la tradicional agrupación ortodoxa Bloque Unido Religioso (BUR) y la agrupación UNA AMIA.

Respecto a su relación con la ortodoxia que dirige la AMIA, destacó: “Estos últimos 5 años fue una gestión que, por suerte, estuvo a la altura de las circunstancias, con pandemia incluida. La verdad es que estamos muy contentos, por eso nos sentimos muy orgullosos de haber podido satisfacer, no seguramente todo lo que la gente necesitaba, pero sí gran parte de lo que la gente solicito. Fuimos minoría en esta Comisión Directiva, y les puedo asegurar que tuvimos reuniones generales cada 15 días. Las decisiones siempre fueron consensuadas. Nos llama por teléfono el presidente, nos pregunta cuál es nuestra opinión. Después las decisiones finales pueden ser iguales o no a lo que nosotros opinamos, pero fuimos consultados y realmente nos sentimos muy comprometidos con ellos y ellos con nosotros, y nos respetan”.

-¿Cómo surgió la continuidad de tu compromiso con la Kehilá y por qué sentís que la Lista 1 de Somos AMIA realmente representa a la comunidad?
-Este es un trabajo que venimos haciendo, en la Comisión de AMIA, desde hace 9 años. En la gestión pasada, de Leonardo Jmelnitzky, fui secretario de Actas. También lo soy en esta gestión y entendí que por los votos que tuvimos en esa gestión, en la anterior y en esta, se necesita el compromiso con la gente. Sin importar qué cantidad de gente nos votó, nos confió el lugar, yo siempre digo que tengo la obligación de ser la voz de ellos en la Mesa de AMIA y honrar los votos.

Gabriel Gutesman

-¿Quiénes componen hoy Somos AMIA?
-Somos AMIA en principio, antes de la incorporación de otros movimientos, estaba compuesto por el Likud, Apartidarios, Unidad Comunitaria, y después se incorporó parte de Mercaz, hoy esa parte se llama conservadores Independientes. Después se incorporó Jerut, que también es parte de esa escisión que hubo de Mercaz. Por supuesto, la incorporación de Avoda y la incorporación del MSR Hanoar Hatzioní. Hoy en este momento somos siete factores que integramos Somos AMIA y creemos que eso habla por sí solo. La diferencia que podemos tener con el otro factor no ortodoxo es que nosotros en las últimas gestiones de AMIA estuvimos trabajando y colaborando en la gestión.

-¿Están conformes con su trabajo?
-Sí estoy conforme y siempre a la búsqueda de nuevas iniciativas. Y en eso quiero dejar claro que nosotros los azkanim somos solamente el vehículo político para que la AMIA pueda funcionar, pero la AMIA funciona con su personal, que tiene un alma y una predisposición para ayudar a la gente. Por lo menos en lo que a mí se refiere, en Programas Sociales, no tengo más que palabras de agradecimiento con todas las personas del sector, ante estos dos años que tuvimos de pandemia. No hay que olvidarse que ellos también tienen familia y también tienen hijos, y también tenían miedo de contagiarse, y sin embargo estuvieron al pie de todas las cosas que se precisaron, tanto telefónicamente desde la casa, atendiendo llamados hasta las 11 de la noche y a partir de las 8 de la mañana, sin ningún problema los fines de semana. La verdad, más allá de la parte política que nos convoca hoy, quiero hacer un reconocimiento público y agradecimiento igual a todo el personal de AMIA.

-Obviamente que el dirigente judío sabe que tiene un compromiso con sus votantes, pero la verdad es que lo marcaste y ahí estás trabajando. Y por otro lado, estás dentro de un gobierno ortodoxo. ¿Ambas cosas funcionan bien?
-Tengo que aclarar que fuimos minoría en esta Comisión Directiva, y les puedo asegurar que habiendo estado en otras Comisiones Directivas, tuvimos reuniones generales cada 15 días. Las decisiones generalmente son consensuadas, las consultas con el Presidente son permanentes, nos pregunta cuál es nuestra opinión. Después las decisiones finales pueden ser iguales o no Tenemos secretarías que son muy sensibles a la Kehilá y tenemos mucho trabajo, con nosotros ayudando, para que esta gestión sea lo que hoy es. Realmente estamos muy contentos y muy agradecidos con todos, porque realmente toda la gente de la Comisión Directiva que pertenece al BUR nos respetó, nos respeta y nos dio lugar. Como dijo Ariel en mi caso, manejo el mayor presupuesto que tiene AMIA, que es el de Programas Sociales, y jamás tuve la indicación de algo que estaba bien o que estaba mal.

-¿Cómo ves a la comunidad, al votante, a la Kehilá, y cuánto peso tiene que tantos factores políticos se hayan juntado por un tema ideológico?
-Con respecto a la parte jiloní, a la parte no ortodoxa, a la cual pertenezco, creo que lo que nos puede diferenciar enormemente a las dos agrupaciones que se presentan, es el poder tolerar o no saber tolerar estar compartiendo con la ortodoxia. La ortodoxia es parte muy importante de nuestra comunidad. El día 10 de abril hay elecciones, y el día 11 todos los que componen los distintos factores se tienen que sentar y poner a disposición de la primera minoría. Eso es hacer Kehilá, todo lo demás no existe. Hay una obligación con el puesto que sea de tener que participar, eso no nos tenemos que olvidar, y casualmente creo que eso es lo que nosotros honramos.
Con respecto al factor que yo estoy en este momento integrando, Somos AMIA, creo que tenemos un ideario común, pero el mayor ideario, lo que más nos une son dos cosas: el respeto por los votantes, el respeto por todas las facciones que componen la Kehilá. Nosotros somos parte de esa facción y necesitamos ser tolerantes y poder saber que otros pueden gobernar, pero también, lo viví en carne propia y lo acabo de expresar, tuvimos el lugar y nos dieron el mejor lugar para poder trabajar. Creo lo que me tocó a mí como askan hasta el día de hoy, trabajar en Programas Sociales. Es sentir directamente como uno puede ayudar a otra persona y le puede cambiar a algún chico la mirada de aquí para adelante. Creo que ese es el mayor premio que me llevo de esta gestión.

-¿Sos optimista respecto a la próxima elección?
-Siempre somos optimistas. Por la situación general, económica del país, por la situación mundial, por un montón de cosas te diría que posiblemente la gente no se preocupe tanto por cómo está el tema de la AMIA. Me gustaría que fuese más masiva la concurrencia a los centros de votación el día 10, pero bueno, cada uno sabe la responsabilidad que le cabe.

-¿Cómo fueron los números en las últimas elecciones? ¿Cómo prevés que sea esta, qué cantidad de gente predispuesta a votar?
-En Somos AMIA estimamos que puede llegar a haber una votación de entre diez y doce mil personas, ojalá sea así.

-¿La mitad del padrón?
-Históricamente vota entre el 40 y 50% del padrón. Tendría que ser una ocupación traer como socios a los jóvenes que serán los que nos reemplacen más adelante.

-¿Por qué tiene que votar la gente por Somos AMIA y cuál es la propuesta a futuro para que el votante entienda que es la mejor opción?
-La mejor opción es Somos AMIA, porque somos respetuosos de todos los factores que integran la comunidad judía de la Argentina, Desde mi experiencia al frente de programas sociales, vamos a poder impulsar cada vez más programas

-¿Querés agregar algo más?
-El otro día encontré en Sepelios un libro que se llama “Pinkas Hakehila”, es el boletín de la Kehilá, estaba mitad libro en idish y mitad libro en castellano. El día que venga la próxima Comisión Directiva, el primer día voy a llevar ese libro y lo voy a poner arriba de la mesa, les voy a mostrar que en los años ‘40 al ‘50 en cada subcomisión había 10 o 12 personas trabajando.
Esta es nuestra propuesta volvamos a integrar secretarias y hacer sumar todas las opiniones.
Cuando uno se va a dormir a la noche y dice ‘hoy hice tal cosa’ y se siente satisfecho. Bueno, hay que irse a dormir contento, y tranquilo, pero hay que hacer cosas por los demás, no se puede vivir sin hacer cosas por el otro.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat