Inicio NOTICIAS Yosef y Lau inician la segunda generación en el Rabinato de Israel

Yosef y Lau inician la segunda generación en el Rabinato de Israel

Por
0 Comentario

Itongadol/AJN.- Tanto la familia Lau en Modiin y la Yosef en Jerusalem celebraron la elección de los rabinos David Lau y Yitzhak Yosef como los nuevos líderes religiosos de Israel, así como la continuación de la dinastía rabínica.
Hace exactamente 40 años, cuando tenía 53 años, el rabino Ovadia Yosef fue nombrado Rishon Letzion, Gran Rabino Sefardí de Israel. Ahora, su sexto hijo Yitzhak, jefe de la Hazon Ovadia Ysehiva, está a punto de asumir la misma posición.
El rabino Israel Meir Lau comenzó a servir como el Gran Rabino Ashkenazi hace 20 años, a la edad de 56. Su cuarto hijo David, de 47 años, se convertirá en el más joven rabino jefe de Israel.
Poco después de que se publicaran los resultados de las elecciones en el Rabinato, las celebraciones por la victoria comenzaron en la casa del rabino Ashkenazi David Lau, quien se desempeñó hasta el miércoles como el rabino jefe de la central ciudad de Modiin. Lau escuchó los resultados en su casa, con su padre a su lado.
Decenas de familiares, amigos, residentes de la ciudad y otros partidarios empezaron a llegar a la casa, donde se les unieron al canto y al baile.
Haim Bibas, que dirigió la campaña electoral del rabino Lau, propuso un brindis en su honor y expresó su pesar por el hecho de que él estaría dejando su trabajo como rabino de la ciudad.
El rabino Lau dijo en respuesta que no se retiraría de la ciudad, y que el tiempo que dependía de sus hijos seguirá viviendo allí.
"Al igual que he declarado en los últimos meses, voy a ser rabino de todos y no de los que pertenecen a uno u otro sector, sino de todo el pueblo judío", declaró el rabino Lau.
"Al igual que en Modiin hemos creado una situación en la que diferentes personas se respetan mutuamente y tratan de ver la luz del judaísmo, ese modelo se puede aplicar en el plano nacional, así se garantizará la construcción de una sociedad que valora y respeta la tradición judía", aseveró el electo Gran Rabino.
Lau confirmó que va a trabajar en cooperación con el rabino Stav.
Yerach Toker, asesor de prensa de Lau, agregó que el rabino tenía previsto convocar a un grupo de expertos en los próximos días, en un intento de reparar las grietas entre el pueblo judío en el contexto de los recientes acontecimientos políticos y las elecciones Rabinato.
El rabino Lau dijo al portal de noticias Ynet que él había hablado con el rabino David Stav, quien era considerado su principal adversario por el título de Gran Rabino Ashkenazi. Él dijo que se conocían desde la época que Stav lo reemplazó como el Gran Rabino de la ciudad de Shoham y se han mantenido en contacto a través de los años.
"Creo que podemos crear una nación unida con gente querida y buena de todos los matices de la sociedad", dijo Lau.
El joven rabino tiene siete niños de tres a 24 años y dos nietos. El más joven de ellos, sólo nueve días de edad, fue circuncidado ayer miércoles por la mañana. El abuelo está emocionado y deseó que el día termine feliz, y su oración fue contestada.
La elección del rabino Yosef Yitzhakl como Gran Rabino Sefardí se celebró en la casa de su padre en Jerusalem, en la víspera del aniversario de la muerte de su madre. "Ella está celebrando con nosotros desde arriba", dijo el rabino Yosef emocionado.
"Yo respeto a la persona célebre, el rabino", dijo Ovadia Yosef con su hijo sentado a su derecha y el presidente del Shas, Aryeh Deri, a la izquierda.
"He ganado", dijo el rabino Yitzhak Yosef. "Es un gran honor para mí sentarme en esta silla santa. El Rabinato ha sufrido una sacudida, y es necesario restaurar el estado del Rabinato. Espero que todos los rabinos trabajen en colaboración para aumentar la estatura de la Torá", agregó.
Al igual que su par Ashkenazi, el rabino Yosef declaró que tenía previsto ser "rabino jefe de todos, todo el pueblo judío".
Se comprometió a "hacer todo lo posible para que la Torá sea adorada. Voy a aceptar cualquier judío como lo hizo Aarón el Sumo Sacerdote".
El rabino Ovadia Yosef dio gracias a Dios y aconsejó a su hijo "amar al pueblo judío y tener misericordia de ellos". Él le pidió que hiciera todo lo posible para encontrar una solución para agunot – las mujeres judías cuyos maridos se niegan a otorgarles el divorcio.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat