Inicio ISRAEL Se recalienta la interna en el Likud Mundial con acusaciones cruzadas entre los dos principales protagonistas

Se recalienta la interna en el Likud Mundial con acusaciones cruzadas entre los dos principales protagonistas

Por Gustavo Beron
0 Comentario

Itongadol.- Los representantes del Likud Mundial en el Congreso Sionista Mundial del próximo mes se dividieron en dos facciones en los últimos días, luego de un intento fallido del primer ministro Benjamin Netanyahu de hacerse cargo del último bastión dentro del partido que no controlaba.

En una convención de la asamblea mundial del Likud realizada online la semana pasada, el actual presidente del Likud Mundial, Yaakov Hagoel, fue reelegido fácilmente, en lo que se consideró una derrota política para el primer ministro dentro del Likud.

Pero el candidato de Netanyahu, el presidente de la coalición Miki Zohar , se negó a participar en la carrera, que Hagoel convocó el sábado por la noche para el martes por la tarde, calificando la votación apresurada como robo político. En cambio, Zohar tomó a los delegados del Likud Mundial de Israel y Francia, quienes le son leales, y se separaron de la facción de Hagoel antes del Congreso.

En una carta firmada por Zohar y otros tres importantes funcionarios del Likud Mundial, dijeron que controlan a la mayoría de los delegados del Likud al Congreso y, por lo tanto, tienen derecho a negociar en nombre del Likud para construir una coalición en la Organización Sionista Mundial y dividir los puestos principales como el liderazgo de la Agencia Judía, Keren Hayesod y Keren Kayemet Le’Israel, el Fondo Nacional Judío.

Hagoel respondió bruscamente en una carta que Zohar debe aceptar los resultados de la elección en la convención del Likud Mundial, que le dio el derecho exclusivo de representar al Likud Mundial en el congreso.

«Aléjate de tus palabras», dijo Hagoel. «Su intento de dividir el Likud Mundial puede llevar a que se tomen medidas para expulsarlo del movimiento en el tribunal interno del Likud», agregó.

Zohar rechazó los términos de la carta a Hagoel e incluso lo acusó de haber dividido la facción al evitar que  se presentara en la elección. Además sostuvo que los resultados no eran legítimos, porque menos de la mitad de los delegados del Likud Mundial habían participado en la votación.     

«Los derechos básicos en una democracia son los derechos a elegir y ser elegido», escribió Zohar. «Impedirme postularme es una grave violación de la democracia», remató el parlamentario en medio de una interna que se recalienta por la disputa de las principales organizaciones judías.

Hagoel respondió que Zohar debe «internalizar que el Likud es un partido democrático y que se deben respetar las reglas del juego».

Fuentes del Likud Mundial que no son leales a ninguna de las partes, citadas por The Jerusalem Post,  dijeron que ambas partes se comportaron de manera incorrecta. Indicaron que se estaban realizando esfuerzos de compromiso y, si fracasaban, la disputa tendría que resolverse en los tribunales antes de que el Congreso Sionista Mundial se reúna virtualmente en octubre.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat