Inicio ISRAEL Netanyahu despide al ministro Deri del gobierno israelí tras su inhabilitación por el Tribunal Supremo

Netanyahu despide al ministro Deri del gobierno israelí tras su inhabilitación por el Tribunal Supremo

Por M S
0 Comentario

Itongadol.- El primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, destituyó esta mañana al presidente de Shas (el partido de los sefardíes ultraortodoxos) Aryeh Deri, de su cargo de ministro de Salud e Interior, de acuerdo con la sentencia del Tribunal Supremo de Justicia , según la cual Deri no era apto para ejercer como ministro debido a su pasado delictivo.

«Decidí nombrarlo viceprimer ministro y ministro de Interior y Salud con la aprobación de la mayoría de los miembros de la Knesset (Parlamento), debido al hecho de que lo considero un ancla de experiencia, inteligencia y responsabilidad que son importantes para Israel en todo momento, y especialmente en este momento», expresó Netanyahu en una carta a Deri, que leyó en voz alta ante el gabinete.

«También pensé que era importante que usted sirviera al Estado de Israel como miembro del Gabinete de Seguridad Nacional en mi gobierno, y contribuyera debido a sus muchos años de experiencia como miembro del gabinete en el gobierno de los difuntos primeros ministros Yitzhak Shamir e Yitzhak Rabin, una rica experiencia que contribuye a la seguridad y resistencia del Estado de Israel», agregó Netanyahu.

Además, el premier israelí afirmó que »el Tribunal Superior de Justicia decidió que tengo la obligación de destituirlo de su cargo como ministro del Interior y de Salud. Esta desafortunada decisión ignora la voluntad del pueblo, reflejada en la gran confianza que el público otorgó a sus representantes y a sus cargos electos en mi gobierno cuando estaba claro para todos que serviría en el gobierno como ministro principal».

«Tengo la intención de buscar cualquier forma legal en la que pueda seguir contribuyendo al Estado de Israel desde sus vastas experiencias y habilidades, de acuerdo con la voluntad del pueblo», añadió Netanyahu.

«Sin embargo, siguiendo las disposiciones de dicha sentencia, me veo obligado, con el corazón encogido, con gran pesar y con sentimientos extremadamente difíciles, a destituirlo de su cargo de ministro en el Gobierno», concluyó Netanyahu.

A pesar de que la fiscal general de Israel, Gali Baharav-Miara, envió el jueves una carta en la que aclaraba que Netanyahu debía despedir a Deri, el primer ministro esperó hasta el domingo, al parecer para dar tiempo a Deri a decidir si dimitía o no por decisión propia.

Sin embargo, Deri participó el domingo en la reunión semanal del gabinete.

El asiento de Deri, a la derecha de Netanyahu, quedó vacante mientras Netanyahu hacía declaraciones a la prensa. Deri entró entonces en la reunión y no se detuvo a hablar con los periodistas.

El deseo de Deri de asistir a la reunión se debía a que su orden del día incluía una actualización relativa a la Cesta Sanitaria Nacional, en la que el Ministerio de Salud, bajo su dirección, había trabajado la semana pasada, según Israel Hayom.

La Cesta Sanitaria Nacional fue el primer punto que Netanyahu mencionó en sus observaciones al comienzo de la reunión. Elogió al Comité Público de Ampliación de la Cesta de Servicios Sanitarios por recomendar añadir 128 nuevos medicamentos y tecnologías a los fármacos y servicios que los ciudadanos israelíes pueden recibir a través de sus obras sociales.

Netanyahu no se refirió a la sentencia del Tribunal Supremo sobre Deri. Tampoco mencionó el hecho de que los ministros del Partido Sionista Religioso (RZP) boicotearan la reunión después de que un puesto de avanzada ilegal en Cisjordania fuera evacuado el viernes. El RZP alegó que se trataba de una violación de los acuerdos de coalición entre él y el Likud sobre la autoridad del líder del partido, el ministro de Finanzas Bezalel Smotrich, para tomar decisiones sobre asuntos civiles en Cisjordania.

Por otro lado, el líder de la oposición y ex primer ministro, Yair Lapid, emitió una declaración en respuesta a la reunión del gabinete.

«Lo que vemos aquí no es un gobierno, es un circo. Netanyahu es débil, pero ya hoy debería nombrar a un ministro de Salud y de Interior a tiempo completo», señaló Lapid.

En su declaración Lapid aseguró que «los ciudadanos de Israel no deben pagar el precio de la corrupción y el caos de este gobierno».

La sentencia del Tribunal Supremo del pasado miércoles decidió que el nombramiento de Deri como ministro era «extremadamente irrazonable», tanto por su pasado delictivo como por el hecho de que engañó intencionadamente a un tribunal hace aproximadamente un año, cuando prometió que no volvería a la política, con el fin de recibir un indulgente acuerdo de culpabilidad por delitos fiscales.

La sentencia fue una decisión de 10 a 1. Parte de la opinión de la mayoría se abstuvo de dictaminar si el nombramiento era razonable o no, ya que el hecho de que engañara a los tribunales era suficiente para descalificarlo. La opinión minoritaria del juez Yosef Elron fue que Netanyahu debía dirigirse al presidente del Comité Electoral Central, el juez del Tribunal Supremo, Noam Solberg, para determinar si las acciones de Deri en su condena de 2022 incluían o no vileza moral. De ser así, Deri quedaría inhabilitado para ejercer como ministro durante siete años.

Deri podrá seguir siendo miembro de la Knesset, como un diputado más

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat