Inicio ISRAEL Niños de todo el mundo son tratados por enfermedades cardíacas en Israel

Niños de todo el mundo son tratados por enfermedades cardíacas en Israel

Por Iton Gadol
0 Comentario

Itongadol/Agencia AJN.- Unos 35 niños de todo el mundo son tratados por enfermedades cardíacas potencialmente mortales en el Centro Médico Wolfson, de Holon, ciudad cercana a Tel Aviv.

Los niños, provenientes de Gaza, Cisjordania, Etiopía, Zanzíbar, Tanzania, Zambia, Kenia, Uganda, Nigeria y Kosovo, incluyen bebés, chicos pequeños y adolescentes, que a menudo son acompañados de un tutor o padre, son llevados a Israel por la organización Save a Child’s Heart (SACH) desde comenzó la pandemia de coronavirus.

Tamar Shapira, subdirectora ejecutiva de SACH, declaró a The Algemeiner: “Nuestra misión es traer niños de países en desarrollo y lugares donde no pueden obtener o no pueden pagar tratamientos que salvan vidas. Más de la mitad de los niños cuyas vidas se están salvando en Israel son de la Autoridad Palestina y Gaza. Los médicos en Israel ofrecen su tiempo como voluntarios para realizar las cirugías. Para nosotros son pequeños embajadores. Contamos una historia diferente de Israel que no es política”.

Tras el tratamiento, los niños y su tutor se recuperan bajo supervisión médica en la casa de niños de la SACH, en Holon, permaneciendo en Israel dos o tres meses antes de que regresen a sus hogares, y en casos de necesitar tratamientos adicionales se los vuelve a llevar a Israel.

Durante el periodo de recuperación, “todos juegan juntos en la casa de los niños aunque no se entienden, ya que hablan diferentes idiomas”, afirmó Shapira, quien también expresó que antes del brote de COVID-19 un promedio de casi 400 niños al año eran tratados en Israel.

Save a Child’s Heart (SACH) es una organización sin fines de lucro, fundada hace 25 años, que ha salvado la vida de más de 5.800 niños.

Además todos los martes alberga una clínica gratuita para examinar, diagnosticar y hacer un seguimiento de los niños de Occidente y Gaza, atendiendo a varios cientos de niños por año.

Save a Child’s Heart (SACH) cuenta con el respaldado de Morris Kahn, un filántropo nacido en Sudáfrica, y también ha capacitado a más de 140 miembros del personal médico de varios países, incluidos China, la República Democrática del Congo, Eritrea, Etiopía, Georgia, Kenia, Moldavia, Nigeria, la Autoridad Palestina, Rumania, Rusia, Tanzania y Vietnam.

Shapira destacó: “Estamos tratando de hacer nuestro ‘Tikun Olam’ (reparar al mundo) como sociedad israelí para hacer de este mundo un lugar mejor no solo para nuestros niños, sino también para ayudar a otros niños. Un niño es un niño sin importar de dónde venga».

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat