Inicio ISRAEL La justicia israelí reconoce la conversión al judaísmo de los conservadores

La justicia israelí reconoce la conversión al judaísmo de los conservadores

Por Gustavo Beron
0 Comentario

Itongadol.- Aunque la decisión del Tribunal Superior de Justicia el lunes de reconocer la conversión al judaísmo a través de los procesos conservadores y del movimiento reformista probablemente será finalmente ignorada por los líderes actuales de Israel, es un paso importante y bienvenido para que el país en el terreno se convierta en un país verdaderamente democrático y Estado judío

El panel de nueve jueces que dictaminó el lunes dijo que esencialmente se había visto forzado por la incapacidad del escalón político para decidir sobre temas como la conversión, la oración multireligiosa o incluso si los tribunales deberían fallar en ciertos casos por la ley civil o religiosa.

Durante años, el sector ultraortodoxo ha tenido un monopolio total en Israel sobre la cuestión de “¿Quién es judío?” – y como consecuencia, el mundo.

Su decisión de afirmar obstinadamente que su camino es el único camino ha alejado del Estado de Israel a miles, si no millones, de judíos en todo el mundo.

Cuando el primer ministro de Israel, David Ben-Gurion, entregó el control total sobre todos los asuntos de los ritos religiosos judíos a sus socios ultraortodoxos en el gobierno, nunca podría haber imaginado que el país que asumió el manto de puerto seguro para todos los judíos después del Holocausto sistemáticamente condenaría al ostracismo o prohibiría rotundamente a sus compañeros de creencia.

¿Cómo puede Israel mantener su título de Estado judío cuando persiste tal realidad? Se ha permitido que este monopolio haredí se filtre en todas las facetas de la sociedad israelí, incluso en aquellas partes que son puramente una cuestión de derechos civiles.

Los israelíes se han acostumbrado al hecho de que las tiendas y el transporte público no funcionan en Shabat, a pesar de que la mayoría de los ciudadanos judíos del país conducen con gusto un automóvil, encienden la televisión, escuchan música, etc. Los centros comerciales fuera de la ciudad que abren los sábados están habitualmente ocupados.

Este control total sobre la vida normal se ha convertido en nuestra realidad en Israel. Cada pequeño impulso para cambiar esto no solo es criticado por el sector haredi, sino también por los políticos seculares que se benefician al respaldar una acción tan draconiana.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat