Inicio INTERNACIONALES Francia, Alemania y Reino Unido condenan la producción de uranio metálico de Irán

Francia, Alemania y Reino Unido condenan la producción de uranio metálico de Irán

Por IG
0 Comentario

Agencia AJN/Itongadol.- El grupo ‘E3’ de las principales potencias europeas -Francia, Alemania y el Reino Unido- condenó el viernes la decisión de Irán de producir uranio metálico, que, según dijeron, viola los compromisos asumidos por Irán con la comunidad internacional.

El organismo de control nuclear de las Naciones Unidas había dicho a principios de esta semana que Irán había cumplido su plan de fabricar uranio metálico, después de que Teherán alarmara a las naciones occidentales con su intención de producir el material con el que se puede fabricar el núcleo de las armas nucleares.

Irán podría desarrollar una bomba nuclear en dos años y Hezbollah no buscará una guerra total, según el informe anual de evaluación de amenazas de la Dirección de Inteligencia Militar de las Fuerzas de Defensa de Israel (IDF, por sus siglas en inglés).

El informe, que se centra en los desafíos de seguridad que Israel puede esperar enfrentar durante los próximos 12 meses, estima que la República Islámica puede enriquecer suficiente uranio para fabricar una bomba en cuatro meses.

Irán tiene actualmente 1.300 kilogramos de uranio enriquecido al 4 por ciento y 17 kilogramos enriquecidos al 20 por ciento, según la documentación presentada por las IDF. Para fabricar un solo dispositivo nuclear, Irán necesitará 40 kilogramos de uranio enriquecido al 90 por ciento.

Los iraníes no han seguido adelante con su proyecto nuclear desde el asesinato del científico nuclear clave Mohsen Fakhrizadeh, ya que aún no han encontrado un reemplazo para él, según la evaluación. Sin embargo, señala que Teherán está incumpliendo el acuerdo nuclear del Plan de Acción Integral Conjunto de 2015.

En tanto, el presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, se refirió el domingo a la cuestión del conflicto nuclear con Irán. En una entrevista que se transmitirá este domingo por la red de noticias CBS, el flamante mandatario emitió un mensaje a Teherán en el que dejó en claro que su país no tiene intención de levantar las sanciones que fueron impuestas hasta que no cese del proceso del enriquecimiento de uranio.

Y el secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, en una reunión del viernes con sus homólogos británicos, franceses y alemanes discutió una serie de desafíos compartidos, incluida la pandemia de coronavirus, Irán, China, Myanmar y el clima, dijo un funcionario estadounidense.

La conversación de alto nivel sería el último paso de la administración del presidente estadounidense Joe Biden para buscar una forma de revivir el acuerdo nuclear con Irán de 2015 abandonado por el expresidente estadounidense Donald Trump.

La nueva administración estadounidense expresó que está «decepcionada» después de que el más alto tribunal de la ONU dictaminó que puede escuchar un caso presentado por Irán contra las sanciones estadounidenses que calificó de ilegales, a pesar de las críticas del presidente Joe Biden a su predecesor por restablecer las prohibiciones en la República Islámica después de dejar un acuerdo nuclear.

En un comunicado emitido el miércoles, la Corte Internacional de Justicia (CIJ), también conocida como Corte Mundial, rechazó los argumentos de Washington de que la demanda estaba fuera de la jurisdicción del tribunal.

Teherán había presentado el caso ante la CIJ en 2018 después de que el entonces presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se retirara unilateralmente del acuerdo nuclear de 2015, llamado el Plan de Acción Integral Conjunto (JCPOA) y restableciera las sanciones contra Irán.

La demanda dijo que las sanciones de Estados Unidos contra Irán violan el Tratado de Amistad, Relaciones Económicas y Derechos Consulares de 1955 entre los dos países, causando «dificultades y sufrimiento» y «arruinando millones de vidas».

Estados Unidos argumentó que la CIJ debería desestimar el caso por falta de jurisdicción y admisibilidad.

Sin embargo, el tribunal con sede en La Haya dijo que los términos del tratado de 1955 proporcionaron una base para que el caso procediera en el organismo internacional.

En reacción al fallo, el portavoz del Departamento de Estado de los Estados Unidos, Ned Price, declaró: “Tenemos un gran respeto por la Corte Internacional de Justicia. Al mismo tiempo, nos decepciona que el tribunal no aceptó nuestros argumentos legales bien fundados, que el caso que presentó Irán está fuera de la jurisdicción del tribunal y el tribunal no debería escucharlo».

Price alegó que el fallo del miércoles no es una decisión sobre la cuestión fondo. “Si bien Irán puede tratar de enmarcar esta decisión como que apoya de alguna manera su punto de vista sobre el fondo, las reglas y la jurisprudencia de la CIJ dejan claro que una decisión sobre las objeciones preliminares no prejuzga los méritos. En la siguiente fase de este caso explicaremos por qué la afirmación de Irán no tiene fundamento”, afirmó.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat