Inicio Bialik Devoto Escuela Bialik-Devoto: “Imaginamos un regreso a clases paulatino, donde van a convivir lo virtual y lo presencial”

Escuela Bialik-Devoto: “Imaginamos un regreso a clases paulatino, donde van a convivir lo virtual y lo presencial”

Por Iton Gadol
0 Comentario

Itongadol.- Néstor Bacher, director ejecutivo del Bialik-Devoto, dialogó con ItonGadol sobre cómo comenzó la segunda parte del ciclo lectivo 2020 y cómo imaginan el regreso a las aulas.

“Nuestro equipo directivo ya está pensando en el regreso a clases, que va a abarcar aspectos que tienen que ver con lo emocional, lo pedagógico, lo organizativo, lo sanitario -que es lo que va a condicionar gran parte de ese regreso-, lo económico –que va a implicar reacondicionamientos de infraestructura escolar- y todas esas variables se van condicionando entre sí”, expresó.

-¿Cómo continúa el trabajo con la virtualidad?
-Estamos retomando la segunda parte del ciclo lectivo 2020, un ciclo muy particular en estas condiciones y en esta situación. Hoy estamos trabajando en la virtualidad, de forma sostenida, y la manera que encontramos para trabajar de esto modo es renovando constantemente el vínculo con nuestros alumnos, con nuestras familias, sorprendiendo con nuevas propuestas y sosteniendo la atención de los alumnos. Descubrimos que el aspecto que tiene que ver con la socialización, con el sostenimiento afectivo y emocional de cada uno de nuestros alumnos y alumnas y de cada una de las familias es fundamental. Por eso incluimos espacios de trabajo con nuestros madrijim, espacios de juego y espacios de profundización de conocimiento. Sabemos que la tarea es en un marco diferente, pero esos ritos y pautas de organización de lo escolar, que también organizan la vida de los alumnos y la familiar, se siguen sosteniendo. Por lo cual, esta tarea que encomendaron las autoridades nacionales, que es la del sostenimiento de la continuidad pedagógica, estamos convencidos que desde Bialik lo estamos logrando.

-¿Cómo se imaginan el regreso a clases presenciales?
-En relación con el regreso a clases, nos encontramos trabajando en varios frentes. Un equipo de directores generales de la red está trabajando en distintas comisiones para pensar cómo será. Nuestro equipo directivo ya está pensando también en el regreso a clases, que va a abarcar aspectos que tienen que ver con lo emocional, lo pedagógico, lo organizativo, lo sanitario -que es lo que va a condicionar gran parte de ese regreso-, lo económico –que va a implicar reacondicionamientos de infraestructura escolar- y todas esas variables se van condicionando entre sí. Sabemos que el trabajo es arduo y no empieza el día que los chicos vayan a regresar al aula, sino con una preparación previa y un trabajo de adaptación muy importante.

-¿Cómo funcionará la nueva normalidad?
-Nos imaginamos un regreso a clases paulatino, donde van a convivir durante un tiempo largo lo virtual y lo presencial. No van a volver todos los grados ni las salas de jardín todos juntos. Todavía la ciudad de Buenos Aires no tiene un protocolo propio, sino que hay uno de Nación, que dictamina unos lineamientos generales. Los protocolos de distanciamiento van a hacer que por aula no haya más de 12 chicos. Por eso insisto que va a ser muy importante ver cómo va a ser la interacción entre lo virtual y lo presencial. Estamos trabajando con escuelas de Israel y Uruguay que ya retornaron a clases, tomando de ellos sus experiencias, sus fortalezas y los aspectos a revisar.

-¿Cómo se organizan los Iamim Noraim?
-Para los Iamin Noraim ya nos estamos preparando, la gente ya sabe sobre la realización de nuestros servicios en forma online, a través de una plataforma de streaming. Esta vez nos sentimos doblemente motivados, porque todo el año nuestros servicios se fueron sosteniendo y la comunidad Bialik fue un aspecto esencial para el sostenimiento espiritual y afectivo de todas nuestras familias del Bialik. Por eso redoblamos esta intención para Iamin Noraim. Como siempre, queremos que en Bialik nuestra comunidad encuentre un espacio de profundización de lo espiritual, de encuentro consigo mismo, con amigos… ese es el espacio que estamos trabajando para reconstruir luego de esta pandemia y durante la pandemia en Bialik.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat