Inicio NOTICIAS Comienza una nueva ronda de indagatorias por el caso AMIA

Comienza una nueva ronda de indagatorias por el caso AMIA

Por
0 Comentario

El juez federal Ariel Lijo retomará esta semana la ronda de declaraciones indagatorias en la causa por graves irregularidades cometidas en la pesquisa del atentado a la AMIA con los dichos del ex titular de la SIDE durante el menemismo, Hugo Anzorreguy y de otros tres citados, entre ellos el abogado Víctor Stinfale.
Todos estaban citados para la primera quincena de junio, pero el magistrado concedió prórrogas pedidas por los imputados, aunque aclaró que se trató de una única postergación, ya que las nuevas fechas fijadas no sufrirán modificaciones, informaron fuentes judiciales.
El martes deberá concurrir a los tribunales federales de Retiro el abogado Stinfale, quien responderá como supuesto partícipe necesario del delito de peculado, a raíz del pago
secreto de 400 mil dólares a su entonces cliente Carlos Telleldín a cambio de declarar contra policías bonaerenses en 1996.

El peculado castiga a quien sustraiga fondos estatales confiados a su cuidado con fines ilegales, razón por la cual está imputado Anzorreguy, quien deberá presentarse el viernes.

En el medio, para el jueves 22, tienen cita dos de sus ex máximos jefes en la Secretaría de Inteligencia, Alejandro Brousson y Patricio Finnen, también como supuestos partícipes de peculado, ya que, como ellos mismos declararon, participaron en el operativo de pago del dinero ordenado en 1996.

Durante el juicio oral que terminó con la absolución de los cinco principales acusados del atentado del 18 de julio de 1994, ambos ex espías admitieron que tuvieron un rol relevante en los dos operativos de entrega del dinero a la mujer de Telleldín, Ana
Boragni.

Anzorreguy reveló, por su parte, que el dinero fue sacado de una cuenta de la SIDE en el Banco Nación y enviado al juez Galeano dentro del baúl de un automóvil, durante un operativo realizado una noche en el estacionamiento de los tribunales.

Boragni y Telleldín fueron los únicos que asistieron a la cita con la Justicia a principios de mes y aunque se negaron a declarar, entregaron a Lijo sendos escritos donde aseguraron haber sido «coaccionados» y derivaron la responsabilidad hacia el ex
juez Galeano.

El ex magistrado destituído tendrá que concurrir a los tribunales el jueves 29 de junio, luego que Lijo le concedió una postergación a su primera citación.

Tanto Galeano como los dos ex fiscales de la causa AMIA, Eamon Mullen y José Barbaccia están imputados por el peculado pero también por privación ilegítima de la libertad agravada, en perjuicio de dos testigos del caso.

Ambos delitos prevén penas de prisión efectiva, por lo que quedará a criterio de Lijo dejarlos libres u ordenar su detención, en caso de disponer los procesamientos.

Mullen y Barbaccia están citados por segunda vez el 27 y 28 de junio en tanto que esa semana abrirá con el ex titular de la DAIA Rubén Beraja, también imputado como partícipe de peculado.

Todos pidieron postergación a su primera citación con el mismo argumento, la necesidad de estudiar «en mayor profundidad» los 40 cuerpos de expediente que acumula la pesquisa desde que fue abierta en el juzgado del juez federal Claudio Bonadio, hace casi cinco años.

Lijo se hizo cargo del caso cuando su colega fue apartado por decisión de la Cámara Federal, a raíz de un temor por pérdida de imparcialidad.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat