Inicio ISRAEL Israel. La tierra de Jerusalem Este, comprada por judíos a principios del siglo XX vuelve al estado

Israel. La tierra de Jerusalem Este, comprada por judíos a principios del siglo XX vuelve al estado

Por Gustavo Beron
0 Comentario

Itognadol.- Una parcela no contigua de 16 dunam (cuatro acres) en la cima de una colina verde en el este de Jerusalem, que se encuentra entre la barrera de seguridad y la frontera oriental del barrio de Jabal Mukhaber, podría convertirse pronto en la más volátil de Jerusalem.

El Ministerio de Justicia ha completado el proceso, llevado a cabo en secreto, de transferencia de la propiedad del terreno al Estado, de forma temporal.

Los investigadores civiles contratados por el Departamento de Custodia de Propiedades de Ausentes del Ministerio de Justicia consiguieron pruebas de que el terreno fue comprado por judíos a principios del siglo XX, y una sentencia judicial ha confirmado esos hallazgos.

En 1924, los alquileres en Jerusalem se dispararon, dificultando la vida de los residentes judíos de la ciudad. Se creó un grupo llamado «Vaad Haschenim» (Comité de Vecinos) para comprar terrenos y construir un nuevo barrio en el que se construyeran viviendas más asequibles. Se pusieron en contacto con las autoridades de la ciudad de Abu Dis y se interesaron por la compra de unos 400 dunams de tierra (aproximadamente 100 acres).

El jefe de la asociación de compra, que se conocía como Agudat Hadayarim, estaba presidido por Yehoshua Avizohar Singalovski (el hermano del fundador de la cadena de escuelas técnicas Ort).

En 1927, la asociación completó la compra de 453 dunams (112 acres) de terreno. La construcción debía comenzar en 1930, pero en 1929 estalló una oleada de disturbios contra los judíos. Los planes para un barrio judío fueron archivados y la construcción nunca comenzó.

Después de los disturbios, las autoridades del Yishuv decidieron no construir en ninguna de las zonas de tierra rodeadas por zonas palestinas debido a la dificultad de defenderlas, y concentrar los esfuerzos de construcción en las zonas contiguas. Tras la Gran Rebelión Árabe y varias irregularidades descubiertas en la asociación de constructores, el grupo cesó todas sus actividades en abril de 1936.

De los 453 dunams adquiridos, la asociación sólo consiguió registrar 371 dunams (91,5 acres) en Abu Dis, dejando 82 dunams legalmente sin registrar, a pesar de haber sido pagados.

En 1948, cuando se dividió la ciudad de Jerusalem tras la Guerra de la Independencia, Abu Dis siguió bajo control jordano. Creció y se iniciaron nuevas construcciones en algunos de los terrenos que los judíos habían comprado, aunque estuvieran registrados ante las autoridades jordanas.

En 2003, mientras la Segunda Intifada hacía estragos, Israel construyó su barrera de seguridad, anclando la realidad existente en la que sólo 60 de los aproximadamente 400 dunams comprados quedaron en el lado israelí. Las tierras fueron transferidas a la autoridad del Custodio de Propiedades Ausentes. A lo largo de los años, el ministerio localizó a algunos de los herederos de los miembros de la Agudat Hadayarim original y les transfirió las tierras, que luego fueron adquiridas por el filántropo Irving Moscowitz.

En 2004, 10 familias judías se instalaron en las parcelas como parte del trabajo del grupo Ateret Kohanim.

Sin embargo, la zona más grande de estos terrenos en el lado israelí de la barrera de seguridad, conocida como F, nunca se registró ante los jordanos como tierra de propiedad judía, y se considera una propiedad abandonada.

El terreno F se encuentra en una zona conocida como Sawahra, llamada así por la tribu beduina que vive allí. Al parecer, un puñado de casas árabes se encuentra actualmente en el terreno.

Durante años, el Custodio de Propiedades Ausentes asumió que Agudat Hadayaim había comprado también este terreno, pero a pesar de los esfuerzos que comenzaron en 2005 no pudo encontrar pruebas de ello. En 2017, Sigal Yaakobi fue nombrada Custodio General, y ahora se desempeña como juez de casos financieros en el Tribunal de Distrito de Tel Aviv.

En 2021, los investigadores civiles que Yaakobi contrató demostraron con éxito que las tierras F pertenecen a los judíos. Ese mismo año, las pruebas se presentaron ante el Tribunal de Distrito de Jerusalem, y la jueza Tamar Bar Asher aceptó los argumentos del Ministerio de Justicia y aprobó la transferencia temporal de la tierra al Custodio de Propiedades Ausentes.

Israel Hayom ha sabido que el Custodio General, dirigido actualmente por Benzi Feigelson, está tratando de localizar a los herederos de los compradores originales. Feigelson también ha dado instrucciones a su personal para que realice más investigaciones sobre el resto de los terrenos de la zona.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat