Inicio ANTISEMITISMO Ucrania: Encuentran en un sótano 286 cadáveres de víctimas judías de la Shoá

Ucrania: Encuentran en un sótano 286 cadáveres de víctimas judías de la Shoá

Por IG
0 Comentario

Itongadol/AJN.- Los cadáveres de 286 judíos, en su mayoría mujeres y niños, fueron encontrados en un sótano debajo del mercado de la plaza de la ciudad en Sataniv, Ucrania.

Los alemanes se infiltraron en mayo de 1942 y mataron a 800 personas, la mayoría de los cuales eran judíos.

De ellos, 286 fueron gaseados en dos sótanos, según Ynet News, citando los registros de la KGB, así como los registros de testigos oculares de aquellos que regresaron a la ciudad después de la guerra.

Los sótanos se abrieron después de la guerra, pero se dejaron abiertos sin mover los cuerpos con un cartel que los identificaba como el lugar de un asesinato en masa.

Con los años, sin embargo, la entrada desapareció debajo de los escombros de una casa en ruinas que se alzaba sobre ella.

Le tomó a la comunidad judía local varias batallas legales para finalmente obtener la propiedad del sótano. Las búsquedas comenzaron en el sitio en 2019, y uno por uno, se encontraron huesos y prendas de vestir de los salvajemente asesinados. Entre los escombros había una mezuzá, que se encuentra en la puerta de las casas judías, lo que sugiere que las ruinas sobre el sótano pertenecieron a una familia judía.

En febrero, el rabino ucraniano Pinchas Vishetsky advirtió que «es irrespetuoso construir instalaciones» para la quema de desechos animales de un matadero «a 60 metros del monumento» a los 3.000 judíos que fueron víctimas de la Shoá en Alexandrivka (foto) porque «no es improbable que haya personas enterradas» allí, ya que se ignoran los límites exactos de una fosa común.

«En los planos de las autoridades», su superficie termina «a 20 metros del memorial», inaugurado en 2005, pero «los lugareños afirman que es mucho más ancha, ya que fueron asesinadas más de 5.000 personas», explicó.

En ese sentido, los citados «estándares europeos» son «un margen arriesgado», insistió el religioso.

«Le pedimos al gobernador que trasladara las instalaciones al menos a 400 ó 500 metros del monumento», pero «no está clara» la razón de su insistencia en establecerlas precisamente en ese sitio, se quejó.

Alexandrivka está ubicada en una zona del este de Ucrania controlada por rebeldes pro rusos que en 2014 declararon la independencia de la República Popular de Donetsk, que casi ningún país del mundo reconoce.

En tanto, en mayo, un alto oficial de policía en Ucrania fue suspendido por pedirle a una comunidad judía una lista de sus miembros.

El ministro de Asuntos Internos, Arsen Avakov, anunció la suspensión en una carta que le envió al jefe de la comunidad judía de Kolomyya, en el oeste del país, Jacob Zalichker.

El oficial suspendido, Myhaylo Bank, le escribió al líder de la comunidad en febrero para solicitar una lista completa de miembros.

Bank «ha sido suspendido temporalmente mientras continúa una investigación oficial sobre el desempeño de sus funciones oficiales», se lee en la carta, que la oficina de Avakov envió a otros funcionarios.

La carta indica que la investigación sobre las acciones de Bank comenzó el 13 de mayo y está relacionada con su carta al líder comunal judío.

La carta de Bank provocó un alboroto internacional.

Eduard Dolinsky, director del Comité Judío Ucraniano, calificó la solicitud de un «antisemitismo desnudo».

La solicitud está fechada el 18 de febrero de 2020, según una fotografía del documento que Dolinsky compartió en Twitter.

«Por favor, proporciónenos la siguiente información sobre la comunidad religiosa judía ortodoxa de Kolomyya, a saber: Carta de la organización; lista de los miembros de la comunidad religiosa judía, con indicación de los datos, teléfonos móviles y sus lugares de residencia».

Bank se ocupa de la delincuencia organizada y no explicaba el interés particular de su unidad en los judíos de Kolomyya.

El jefe de la comunidad judía de la ciudad se negó el 25 de febrero a proporcionar la información solicitada, añadiendo que su comunidad sólo cumpliría cuando se le presentara una orden judicial.

Kolomyya y sus alrededores, situados a unos 250 kilómetros al suroeste de Kiev, tiene varios cientos de judíos.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat