Inicio ISRAEL Netanyahu planea un proyecto de ley para anular el Tribunal Superior y salvaguardar su inmunidad

Netanyahu planea un proyecto de ley para anular el Tribunal Superior y salvaguardar su inmunidad

Por Gustavo Beron
0 Comentario

Itongadol.- El primer ministro Benjamin Netanyahu planea promover un proyecto de ley que permitiría al gobierno anular el Tribunal Superior de Justicia en asuntos administrativos.

 

Según informó hoy el diario Haaretz, si se aprueba el proyecto de ley podría salvaguardar la inmunidad de procesamiento del Primer Ministro al permitir la anulación de cualquier decisión judicial que pudiera rescindirla.

 

La cláusula propuesta permitiría efectivamente que la Knesset, el parlamento israelí, ignorara las decisiones administrativas de la Corte, y también le permitiría volver a presentar las leyes que habían sido revocadas por el máximo tribunal en el pasado.

 

De este modo, evitaría que el tribunal anule tanto la legislación de la Knesset como las decisiones del gobierno.

 

Según el informe, el proyecto de ley previsto se incluirá en un anexo legal a los acuerdos de coalición y las directrices del gobierno.

 

Si bien las propuestas anteriores se han centrado en evitar que la Corte Suprema anule la legislación, la nueva medida presuntamente impulsada por el partido gobernante del Likud desmantelaría completamente la supervisión judicial de la Corte Suprema sobre el parlamento y el gabinete.

 

En una declaración, el partido Likud del primer ministro dijo que el informe Haaretz incluyó propuestas que no se estaban discutiendo.

 

«Los informes sensacionalistas en los medios», indicaron en la declaración, tenían como objetivo «evitar cualquier intento de restablecer el equilibrio entre el poder legislativo elegido por el pueblo y el poder judicial. El mantenimiento de tribunales independientes y fuertes es un principio que continúa guiando al Likud, pero esto no significa que el tribunal sea omnipotente».

 

De acuerdo a lo apuntado por Haaretz, el proyecto de ley está siendo encabezado por Yariv Levin, el ministro de Turismo saliente que, al parecer, está  compitiendo por el cargo de ministro de Justicia en el nuevo gobierno.

 

El proyecto de ley también está siendo coordinado con el miembro de la Knesset Bezalel Smotrich, quien, según se dijo, estuvo «activamente involucrado en las discusiones y la redacción».

 

Smotrich, aunque negó los detalles del informe de Haaretz, tuiteó el domingo que la Corte Suprema había «robado» previamente la democracia de Israel y que «simplemente la devolveremos al pueblo. Eso es todo.»

 

 

Lo cierto es que la posibilidad de que Levin o Smotrich pudieran ser elegidos como ministro de Justicia ha provocado consternación en la izquierda y entre los funcionarios judiciales a la luz de sus críticas firmes a la Corte Suprema.

 

El canal 12 informó que «era casi seguro» que el primer ministro elegiría a uno de los dos hombres.

 

Los políticos de derecha en Israel han buscado durante mucho tiempo limitar a la Corte Suprema, que se encuentra entre las más poderosas en el mundo democrático, y la ministra de Justicia saliente, Ayelet Shaked, ha avanzado con varias medidas para cortar sus alas.

 

Los defensores de la Corte afirman que en la sociedad resentida de Israel, donde la Knesset elude con frecuencia su responsabilidad de proteger el pluralismo religioso, las libertades civiles y los derechos de los palestinos,  el tribunal no tiene más remedio que llenar el vacío moral y legal.

 

Por el momento, funcionarios de justicia de alto rango criticaron los planes para restringir el poder judicial israelí, advirtiendo que el programa de reforma judicial propuesto por el Likud amenazaría el sistema democrático, según destacó el portal de noticias Arutz Sheva.

 

«Estamos a punto de perder la democracia», dijeron los funcionarios, según un informe de Canal 13. «Hay un vínculo claro entre la acusación de Netanyahu y su plan para aplastar a la Corte Suprema», agregaron.

 

Los altos funcionarios advirtieron que si el poder judicial israelí se debilita, Israel sufrirá una caída precipitada en el prestigio mundial.

 

“Nos convertiremos en parias ante los ojos del mundo. Netanyahu está dispuesto a destruir todo para evitar ir a juicio. Alguien en el sistema político tiene que despertar, y rápido», expresaron.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat