Inicio ISRAEL Coronavirus. Israel pone en marcha el “pasaporte verde” para los vacunados y recuperados

Coronavirus. Israel pone en marcha el “pasaporte verde” para los vacunados y recuperados

Por Martin Klajnberg
0 Comentario

Itongadol/Agencia AJN.- El Ministerio de Salud de Israel lanzó el jueves el esperado certificado “pasaporte verde” que permitirá a los vacunados o recuperados del coronavirus participar en diversas actividades. Al mismo tiempo, el ministerio advirtió sobre graves sanciones legales para quienes intenten falsificar los pases.

El ministro de Salud, Yuli Edelstein, el director general del Ministerio, Chezy Levy, y otros funcionarios presentaron el nuevo certificado y mostraron los métodos de emisión del pase protegido por un código QR, que ha sido objeto de escepticismo tras los informes que demuestran lo fácil que es falsificarlo.

Los ministros del gabinete aprobaron el lunes la reapertura de tiendas, gimnasios, hoteles y otros lugares de entretenimiento y compras a partir del domingo, en un importante alivio de las amplias medidas de cierre destinadas a frenar la propagación del COVID-19.

Las tiendas a la calle, los centros comerciales, los mercados, los museos y las bibliotecas estarán abiertos a todos los israelíes, pero sólo aquellos que se hayan vacunado o se hayan recuperado del COVID-19 podrán utilizar los gimnasios y piscinas, asistir a eventos deportivos y culturales y alojarse en hoteles.

Para poder abrir el domingo, los comercios pertinentes deberán comprometerse a escanear el pase y aceptar sólo a quienes lo lleven.

En una nueva flexibilización de las restricciones, el Ministerio de Salud y la Oficina del Primer Ministro declararon el martes que el gobierno permitirá las reuniones al aire libre de hasta 20 personas, y las reuniones en interiores de hasta 10, a partir del viernes por la mañana. Las normas anteriores restringían las reuniones al aire libre a 10 personas y en el interior a cinco.

“Los vacunados y recuperados podrán ingresar a partir del domingo a gimnasios, eventos, hoteles y sinagogas que estén registrados bajo el certificado del Pasaporte Verde. Así será la primera etapa de la vuelta a una vida casi normal”, expresó el ministro Edelstein, a la vez que subrayó la importancia de seguir usando barbijos, incluso los que han recibido las dos dosis de la vacuna.

El pase ya ha sido criticado por ser fácil de falsificar. Un mercado negro de certificados falsos está creciendo en la aplicación de mensajería Telegram, donde más de 100.000 usuarios se han unido a grupos que ofrecen las falsificaciones, informó Channel 12 News.

En respuesta, Edelstein declaró: “Aquellos que piensen que esto es un juego e impriman un certificado de vacunación sin estar vacunados serán atrapados y sus actividades pueden llevarlos a la cárcel”.

Al mismo tiempo, aclaró que “no habrá vacunación forzada en Israel; los que decidan no vacunarse, será su elección”, y aclaró que no habrá sanciones en esos casos.

Por su parte, Levy hizo un llamamiento a los ciudadanos para que se vacunen con el fin de “salir de donde estamos ahora, y renovar las actividades y volver a la normalidad”. “Debemos recordar que el principal beneficio de la vacunación es la salud de todos”, señaló.

La preocupación por los certificados de vacunación falsos se produce en medio de los esfuerzos generalizados del gobierno por ofrecer incentivos, tanto positivos como negativos, a los israelíes que desconfían de recibir las vacunas.

Una encuesta realizada el martes entre israelíes que no se han vacunado reveló que el 41% dijo que teme los posibles efectos secundarios, el 30% no está seguro de que la vacuna sea eficaz, el 27% se vacunará pronto, el 10% citó la información en las redes sociales y el 4% dijo que los incentivos son insuficientes. Los encuestados podían dar más de una respuesta.

Alrededor del 25% de los que aún no se han vacunado dijeron que no tenían intención de vacunarse.

Otra encuesta realizada el martes reveló que, a pesar del fuerte aumento de las infecciones entre los niños, sólo el 41% de los padres israelíes dijo que tenía intención de vacunar a sus hijos una vez que las inoculaciones estén disponibles para los menores de 16 años. El sondeo, realizado por el instituto de investigación Rushinek, reveló que el 29% de los padres no tiene previsto vacunar a sus hijos de 6 a 15 años, el 30% no está seguro y el 41% piensa hacerlo, informó el Canal 13.

Las dudas y el escepticismo sobre las vacunas se han convertido en una preocupación creciente en las últimas semanas, ya que la campaña de vacunación de Israel, líder mundial, ha bajado su ritmo. Sin embargo, los índices han vuelto a aumentar esta semana, ya que los ministros han aprobado medidas para reabrir ciertos lugares y eventos sólo a quienes se hayan vacunado o hayan contraído previamente el virus.

Más de cuatro millones de israelíes, es decir, alrededor del 45% de la población total del país y dos tercios de los que cumplen los requisitos, han recibido ya la primera dosis de la vacuna contra el coronavirus, según mostraron el jueves los datos del ministerio. Unos 2,7 millones de israelíes han recibido las dos dosis. Menos de 2 millones de israelíes elegibles aún no han recibido ninguna de las dos dosis.

“Si continuamos con esta alta tasa de vacunación y mantenemos las directrices, no necesitaremos un cuarto cierre nacional”, aseguró Edelstein.

Alrededor de 3 millones de israelíes no reúnen los requisitos para ser vacunados, incluidos los menores de 16 años y los que se han recuperado de la COVID-19, entre otras razones.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat