Inicio NOTICIAS La DAIA participará en el recibimiento de la Fragata Libertad el próximo 9 de enero

La DAIA participará en el recibimiento de la Fragata Libertad el próximo 9 de enero

Por
0 Comentario

Las autoridades de la DAIA participarán en los actos que se realizarán para darle la bienvenida a la Fragata Libertad, el buque escuela de la Armada argentina que estuvo retenido ochenta días en el puerto ghanés de Tema.
El acto se realizará el próximo 9 de enero, en la ciudad balnearia de Mar del Plata, donde una delegación de la representación política de la comunidad judía argentina acompañará a la presidenta Cristina Kirchner.
La noticia fue confirmada a la Agencia Judía de Noticias (AJN) por el presidente de la DAIA, Julio Schlosser, luego de la entrevista mantenida anoche con la mandataria en la Casa de Gobierno.
“Anoche felicitamos al Gobierno argentino en la persona de la Presidenta por el éxito de la campaña realizada respecto de la Fragata Libertad y fuimos invitados para el 9 de enero a acompañar a las autoridades en el Puerto de Mar del Plata”, indicó el titular del brazo político de la comunidad judía.
En otro orden, Schlosser confirmó que la DAIA mantendrá importantes encuentros en las próximas semanas, ya que tiene previsto reunirse con los ministros de Justicia y Derechos Humanos, Julio Alak, y de Trabajo, Carlos Tomada.
Asimismo, el dirigente confirmó que también viajará a las provincias de Catamarca y La Rioja para reunirse con las autoridades comunitarias. “Vamos a ratificar nuestro compromiso de apoyo a las comunidades del interior”, subrayó.
Consultado sobre si las puertas del poder político comenzaron a abrirse para la DAIA, Schlosser respondió: “No hay puertas que hayan estado cerradas, digamos entornadas y por efecto del cambio de aire se abrieron”.
El dirigente transmitió que la nueva conducción de la DAIA está “satisfecha” porque “en función de la representación política de la comunidad tiene diálogo y llegada a todos los poderes del Estado nacional, como provinciales y de la ciudad de Buenos Aires”. “Sobre todo porque la comunidad judía es una comunidad que está inmersa en todo lo que son las actividades de nuestro país y, en ese sentido, puede peticionar y hacer conocer su opinión a las autoridades”, sostuvo.
Asimismo, Schlosser resaltó que la DAIA tiene “la oportunidad de iniciar un camino de diálogo que es algo que la comunidad estaba reclamando”.
Respecto a cómo se dio este cambio en la relación con los sectores del poder político, Schlosser apuntó que “lo primero que hay que hacer es sentarse a conversar, plantear los problemas a las partes involucradas y a partir de ahí iniciar un camino de sinceramiento”.
“Este diálogo no resulta sólo si llevamos los planteos a la prensa. Creo que esto es algo que lo entendió todo el mundo. Nosotros le facilitamos a la prensa toda la información, pero los problemas primero los planteamos en el ámbito que corresponde”, remarcó el dirigente.
-¿Esta posición responde a un principio de humildad?
-“Diría que es un principio de trabajo y de respecto hacia aquel que está del otro lado para trabajar con el interlocutor sin que se sienta forzado por el que dirán afuera”, respondió el dirigente.
En este mismo sentido se manifestó el vicepresidente de la DAIA, Waldo Wolff, quien remarcó que la DAIA como representante de la comunidad judía argentina tiene “la obligación de dialogar con todas las fuerzas políticas del país”.
Por eso, Wolff destacó la decisión de la presidenta Cristina Kirchner, quien en la reunión de anoche acordó con la dirigencia de la DAIA que el canciller Héctor Timerman concurra a la sede de la representación judía para responder, entre otros temas, sobre las negociaciones que la Argentina mantiene con Irán por la causa del atentado a la AMIA.
“Cómo no vamos a pretender que el canciller que es el responsable de la política exterior venga a nuestra casa y podamos nosotros, junto con los familiares, preguntar en primera persona y en forma directa”, afirmó el vicepresidente en diálogo con AJN.
Wolff resaltó que en la reunión con la Presidenta, la DAIA cumplió con “una parte importante” de su misión al abordar “un tema de interés central” para la comunidad como es la causa AMIA.
“Logramos que el representante de la política exterior argentina venga a nuestra casa a interactuar con nosotros como representantes de la comunidad judía argentina y con los familiares”, remarcó.
Wolff también definió la función de la dirigencia de la DAIA como mediadores entre la comunidad judía, a la cual representa, y el Gobierno argentino. “Nuestra misión como representantes de la comunidad judía argentina es interactuar entre nuestro colectivo representado, que es la comunidad judía argentina, y aquellas autoridades que nos representan como argentinos. Yo creo que cumplimos con una parte importante de nuestra función”, puntualizó.
Asimismo, el vicepresidente de la DAIA se mostró satisfecho por el resultado de la reunión mantenida en la Casa Rosada. “Nosotros no vinimos a la política para hacer política light, vinimos a la misma para usarla como canal para resolver problemas y las incumbencias de nuestros representados. Nuestro objetivo respecto de la causa AMIA es que haya justicia”, expresó.
La delegación de la DAIA estuvo encabezada por su presidente Julio Schlosser, quien estuvo acompañado por su vicepresidente Waldo Wolff, el secretario general, Jorge Knoblovits, y el tesorero, Mario Comisarenco.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat