Inicio NOTICIAS Al Fatah insta a musulmanes a acudir en masa Explanada Mezquitas

Al Fatah insta a musulmanes a acudir en masa Explanada Mezquitas

Por
0 Comentario

El llamamiento realizado boca a boca desde hace tres días se ha extendido por Jerusalén Este, donde habitan alrededor de 120.000 palestinos musulmanes, ya que el resto de los mahometanos de Cisjordania y Gaza tienen prohibido el paso a la ciudad santa por las autoridades israelíes.
El palestino Nabil Feidy, un cambista de la calle Saladino de Jerusalén Este, dijo a EFE que «mañana viernes- día de la oración de los musulmanes- se espera la afluencia de decenas de miles de musulmanes a la Explanada, pero estoy seguro de que -como siempre- la policía israelí cortará las calles e impedirá el paso de los fieles, sobre todo, de los jóvenes».
La convocatoria de Al Fatah para la afluencia de palestinos musulmanes a la Explanada de las Mezquitas, que ocupa la quinta parte de la ciudad vieja, responde a las tensiones derivadas de la reciente entrada al lugar santo de extremistas judíos y turistas escoltados por policías israelíes.
El martes pasado la policía de Jerusalén detuvo a tres funcionarios del Comité Superior Islámico (Wakf) por tratar de impedir el ingreso a la Explanada de visitantes no musulmanes.
Ese mismo día, dos diputados israelíes de extrema derecha, Eliezer Cohen, de la Unidad Nacional, y Gilad Erdán, del bloque oficialista Likud, entraron por la puerta de Mugrabi a la Explanada.
Las autoridades palestinas, que gozan de autonomía en las mezquitas y sobre los bienes de la comunidad musulmana en Tierra Santa, consideran que esas visitas son «una provocación».
El Ministerio de Seguridad Interior israelí ordenó la semana anterior la apertura de la Puerta de Mugrabi a excursionistas israelíes y extranjeros con el argumento de que el Wakf no puede prohibir el acceso a esa colina, que al igual que Jerusalén está bajo la soberanía política de Israel.
El Wakf prohibió la entrada a la Explanada y a las mezquitas a los no musulmanes hace casi tres años, tras los sangrientos enfrentamientos suscitados a raíz de una visita del actual primer ministro Ariel Sharón, entonces jefe de la oposición, escoltado por cientos de policías.
Esos incidentes fueron de hecho los que desencadenaron el alzamiento palestino o «Intifada de la mezquita de Al Aksa».
La disputa entre judíos y musulmanes por el control de Jerusalén ha regresado al epicentro del conflicto: la «Explanada de las Mezquitas» para los musulmanes o el «Monte del Templo» para judíos y cristianos, y el corazón de Tierra Santa para todos.
En la «Explanada de las Mezquitas» se erige, además de la Mezquita de Al Aksa, la Cúpula de la Roca o Mezquita de Omar (691), en la que se venera una roca desde la que, según la tradición, Mahoma ascendió a los cielos con la ayuda del arcángel Gabriel.
Pero si importante es para los musulmanes, la Explanada resume la historia religiosa judía por ser el lugar de emplazamiento del Primer y Segundo Templo (el de Salomón y el de Herodes), centro de su universo.
La Biblia insiste en la presencia de Dios en Tierra Santa, especialmente en Jerusalén y, esencialmente, en el sancta sanctorum del Templo y, a causa del desconocimiento de su ubicación exacta, la ley judía prohíbe a todos subir a la Explanada por temor a pisarlo y profanarlo.
Religión y política caminan estrechamente de la mano y se confunden en Tierra Santa. EFE cps-ez/msr

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat