Inicio NOTICIAS ITZJAK RABIN Z´L : Donde estan los escritores? Donde estan los rabinos? Los doctores? Los musicos? Donde esta la gente comun? Y donde estan los ninos? Donde esta Janusz Korczak?

ITZJAK RABIN Z´L : Donde estan los escritores? Donde estan los rabinos? Los doctores? Los musicos? Donde esta la gente comun? Y donde estan los ninos? Donde esta Janusz Korczak?

Por
0 Comentario

A CONTINUACION OFRECEMOS EL DISCURSO DEL PRIMER MINISTRO ITZJAK RABIN EN LA ASAMBLEA MEMORIAL CENTRAL DE VARSOVIA EN OCASION DEL QUINCUAGESIMO ANIVERSARIO DEL LEVANTAMIENTO DEL GHETTO DE VARSOVIA, EL LUNES 19 DE ABRIL DE 1993:

Hemos venido hoy desde Jerusalem, la capital eterna del Estado de Israel. Hemos venido de Jerusalem, la ciudad de los profetas y la ciudad de la paz, a fin de rendir homenaje a los caidos y saludar la valentia de los pocos, solo unos cuantos, que sobrevivieron.

Aqui, sobre este kilometro cuadrado, se levanto el Ghetto de Varsovia, vestigio de los 400.000 judios que vivieron en esta ciudad – y la ciudad esta vacia. Donde estan los escritores? Donde estan los rabinos? Los doctores? Los musicos? Donde esta la gente comun? Y donde estan los ninos? Donde esta Janusz Korczak?

Tierra quemada y pueblo abrasado. Mi pueblo ya no esta.

Aqui y en otros guettos lucharon sin esperanza de derrotar a los nazis. Lucharon desde los tejados de las casas y las alcantarillas, desde los sotanos y los patios, tras paredes derrumbadas y cuartos envueltos en llamas. No tenian esperanza, y sin embargo vencieron. En la historia de la humanidad, los rebeldes del ghetto seran recordados como aquellos que mantuvieron encendidas las brasas del honor. Su honor fue la ultima posesion de mil anos de judaismo polaco que fueron consumidos por el fuego, pero su honor no perecio.

Para el pueblo judio ellos estan inscritos para siempre en el libro del dolor y del fuego.

Hemos surgido de las cenizas de los martires y seguimos adelante. El valor de los combatientes del ghetto fue la piedra angular de la fundacion del Estado de Israel. Seguimos adelante desde ese mismo lugar, desde aquellas horas dolorosas y aquellos ultimos momentos en que los corazones de millones de judios, y muchos otros, dejaron de latir. Nosotros somos la realizacion de los ultimos suenos y esperanzas de los seis millones que ya no estan.

Hemos venido a decir, tanto a ustedes como a nosotros, que aunque en este lugar, el Ghetto de Varsovia, la humanidad nos haya traicionado; aunque nuestra fe en el ser humano haya resultado ser falsa, nosotros creemos, y seguiremos creyendo, en el espiritu de la especie humana. Nosotros seguimos creyendo que la gente y los estados pueden cambiar y transformarse, en las palabras de nuestros ancestros, ‘de un nuevo corazon y un nuevo espiritu’.

Cincuenta anos mas tarde, todavia nos rehusamos a creer. Nuestras mentes todavia no lo aceptan. El corazon sigue enardecido. Pero no alimentamos deseos de venganza. Cincuenta anos mas tarde, nosotros creemos que todo pueblo debe hacer cuentas con la historia, y muchos pueblos del mundo tienen pendiente una gran deuda con nuestra cuenta historica. Las naciones deben examinar su pasado y aprender sus lecciones.

Hubo aquellos que creyeron que con la caida de los nazis el racisno habia sido borrado de la faz de la tierra. Ellos se equivocaron. Cincuenta anos despues del fracaso de Hitler, sus sucesores han surgido en varios rincones del mundo. Los mas peligrosos de ellos son los que llaman a la destruccion de Israel azuzados por el fanatismo religioso. Pero los dias del judaismo indefenso han terminado. Nosotros, el estado judio, defenderemos a cada judio y seremos el refugio de los judios de todas partes.

En uno de los monumentos al Holocausto en Polonia se escribio: ‘que nuestra tragedia sirva de advertencia’. El mundo entero esta obligado a aprender las lecciones del Holocausto, y pobre de aquel que las niegue. Aquellos que niegan el Holocausto han aumentado recientemente sus numeros. De ellos se dice: los nazis tomaron las vidas de los judios, y aquellos que lo niegan estan ahora tratando de robarles su muerte. Por lo tanto, que nuestra terrible tragedia, la destruccion de una tercera parte de nuestro pueblo, sirva de advertencia al mundo entero.

Hemos venido aqui esta noche a fin de fortalecer nuestra amistad con el pueblo polaco, en cuyo seno hubo aquellos que extendieron su mano y no se cruzaron de brazos cuando la oscuridad cubrio a Europa. Hemos venido a rendir nuestro respeto a los polacos que intentaron – con sus fuerzas menguadas y a riesgo de perder la vida – golpear a la bestia nazi.

Junto a mi esta noche en esta plaza estan los millones de ciudadanos del Estado de Israel y millones de judios. No olvidamos y nos es dificil perdonar. Donde quiera que vamos, el Holocausto nos acompana.

Con plena consciencia de lo que perdimos en el Holocausto, y con la fe de un futuro mejor, esta noche me paro frente a ustedes, junto con los millones de hombres libres que ciertamente me acompanan en mi peticion – aqui en Varsovia, donde el ghetto fue destruido: basta de violencia, basta de guerra.

Con su permiso, me gustaria concluir con las palabras del ultimo rezo recitado por los que murieron en el Holocausto: ‘Oye, Oh Israel, el Senor es nuestro Dios, el Senor es uno’.

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat