Inicio NOTICIAS Procesan a un joven que envío amenazas por mail

Procesan a un joven que envío amenazas por mail

Por
0 Comentario

La Cámara Penal Federal confirmó el procesamiento por amenazas agravadas por odio racial o religioso que se dictó a un joven que, en correos electrónicos, trató de amedrentar al destinatario, de origen judío, manifestando que iba a revelar esa condición para perjudicarlo en su trabajo.
La medida, que incluyó un embargo de 2.000 sobre los bienes de Nicolás Fiks, fue adoptada por la Sala I del Tribunal, en coincidencia con lo resuelto en primera instancia por el juez federal Rodolfo Canicoba Corral.
La Sala I consideró como elementos incriminatorios los textos de correos electrónicos, reconocidos por el procesado, con frases como «te vamos a hacer m… judío», «cuidá a la nenita hebrea» y «andá pensando en dejar las fiestas, porque sino liquidamos a alguien de los tuyos».
Helvio Spivak, quien organizaba fiestas y tenía un sitio en Internet dedicado a la música clásica, denunció el hecho ante la seccional 31 de la Policía Federal y el caso llegó a los tribunales federales de Comodoro Py 2002, de Capital Federal, donde quedó a cargo de Canicoba Corral.
PRUEBAS SUFICIENTES
Otros textos de Fiks a Spivak mencionaban los orígenes semitas de éste como un dato que se mantenía oculto y que, de darse a conocer, frustraría el éxito de las reuniones que concertaba el denunciante.
«Vos sabés, Spivak, que muchos que iban a tus fiestitas no lo sabían, creo que no pasás del año que viene», rezaba uno de los correos remitidos por el procesado.
Ambos se habían conocido a través de la página de Internet, a la que el procesado -que se presentó como escritor- envió escritos para su publicación.
Pero luego, según constancias del sumario, Spivak desautorizó a Fiks, lo que pudo haber provocado la reacción denunciada ante la justicia.
La Sala I de la Cámara afirmó que hubo amenazas `coactivas’, porque «como se evidencia, el objetivo de las mismas radicaba en que el denunciante dejara de organizar las fiestas que preparaba».
Los camaristas Gabriel Cavallo, Eduardo Freiler y Horacio Vigliani concluyeron que, en el caso, «existen elementos probatorios suficientes» como para mantener el procesamiento de Fiks y el embargo sobre sus bienes.
El artículo 2 de la ley 23.592 eleva la escala penal (un tercio el mínimo y la mitad del máximo) en supuestos casos de delitos cometidos para alentar el odio a una raza o religión ∎
La Prensa

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat