Inicio NOTICIAS Homenajes en la colina donde está la tumba de Lily Sharon

Homenajes en la colina donde está la tumba de Lily Sharon

Por
0 Comentario

Hacía tiempo que no había tantas visitas en la tumba de Lily Sharon, en una colina del desierto del Neguev, pero ayer, decenas de israelíes acudieron al lugar para «sentirse más cerca» de su premier, Ariel Sharon, gravemente enfermo, quien desea ser enterrado junto a su esposa.

«Aquí está su casa y la colina con la tumba de Lily era su rincón favorito. Así nos sentimos más cerca suyo», explica Benny Gamliel, un agrónomo jubilado que llegó desde Askhelon con su esposa y hermanas. Situado al sur de Israel, cerca de las ruinas de un antiguo pueblo árabe y no lejos de la frontera con Gaza, este rancho se convirtió en la casa y refugio de Sharon, que vivía en medio de la naturaleza.

«Lo veíamos a menudo por aquí, montado en su jeep, como un verdadero granjero. Era un hombre muy simpático», recuerda Dov Oren, hablando inconscientemente en pasado.

La tumba de Lily Sharon, el gran amor de su vida, que sucumbió a un cáncer en 2000, es una simple lápida de piedra siempre florida que se encuentra en un lugar de libre acceso, a escasos 200 metros de la casa familiar. Uno de los guardias recuerda que hubo cohetes Al Qassam lanzados desde la franja de Gaza que cayeron muy cerca de la tumba de Lily hace dos meses. «En dos o tres semanas esta ladera se llenará de flores rojas. Sharon siempre se sentaba en el banco de madera, al lado de la tumba y pasaba horas solo», dice Gamliel.

Isaac Benfarim, que vive en Tel Aviv y visitó la colina de los Sicomoros (Shikmim en hebreo) ayer por primera vez en la vida. El hijo mayor de la familia Benfarim, Niv, de 12 años afirma que Sharon es para él «el gran abuelo de los niños de Israel».

El rancho del primer ministro, donde se encontraba cuando sufrió una grave hemorragia cerebral, está rodeado de grandes medidas de seguridad. «Si Sharon es enterrado aquí, este lugar cambiará mucho. Será un lugar de peregrinación como ocurrió con la tumba de Yitzhak Rabin» el premier israelí asesinado en 1995, afirma Gabi Dor, observando el precioso paisaje, donde sólo unos cactus recuerdan que se está en medio de un desierto. «Creo que se abre ante nosotros un período difícil porque no vemos quién podría seguir el camino de Sharon, que fue empezado por Rabin», afirma Dor.

Para la familia Segev, era «impensable» hablar bien del primer ministro hace algunos años. «Somos de izquierda. No nos gustaba el Sharon de antes pero sí el de los últimos meses. No podemos quedarnos indiferentes ante su evolución», afirman.
Clarin

También te puede interesar

Este sitio utiliza cookies para mejorar la experiencia de usuario. Aceptar Ver más

WhatsApp chat