• Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto
  • Compartir

Día de las Víctimas de la Shoá. El argentino que ayudó a escapar del nazismo

26.01.2018 18:20  | 

 Itongadol/AJN.- El empresario Alberto Grimoldi es muy conocido por su fábrica de calzado, pero recién seis décadas después de su muerte en 1953 se conoció que les había guardado plata y puesto falsamente a su nombre una zapatería en Holanda de los Leiser, que les reintegró tras conseguir que entraran al país.

Alberto Enrique Grimoldi es muy conocido -o al menos, su apellido- por su fábrica de calzado, pero recién seis décadas después de su muerte en 1953 se conoció que había ayudado a una familia judeoalemana durante la Shoá, los Leiser.

Éstos eran dueños de una cadena de zapaterías, que el empresario argentino visitó en la década de 1930 para interiorizarse de algunas técnicas innovadoras que utilizaban para la venta de zapatos.

Tras el ascenso de Adolf Hitler al poder, Grimoldi les guardó plata que le giraban a la Argentina y puso falsamente a su nombre una zapatería que tenían en Holanda, para que no les fuera expropiada como las de Alemania.

En 1938, los Leiser se fugaron a Holanda, pero dos años después los nazis los deportaron al campo de Westerbork,pese a que le habían comprado -a cambio de una fuerte suma de dinero- pasaportes de Costa Rica– pasaportes costarricenses al conde Rautenberg, cónsul de ese país.

Luego que un funcionario del Ministerio de Relaciones Exteriores alemán constatara la autenticidad de esos documentos, hacia 1944 los trasladaron al campo de refugiados La Bourboule, en Francia, donde una semana después celebraron el desembarco aliado en Normandía.

Tras la Shoá, los Leiser quisieron radicarse en la Argentina, pero el gobierno de Juan Perón no les otorgó las visas, como al resto de los refugiados judíos.

Estuvieron unos nueve meses en Uruguay, donde tenían amigos y parientes, hasta que Grimoldi intercedió por ellos y aseguró que sus conocimientos técnicos en el área del calzado eran importantes para la Argentina.

Ya en Buenos Aires, en 1948, Grimoldi les reintegró sus bienes.

En 2013, la AMIA le rindió un homenaje, al cual asistieron sus tres hijos -Lucila, Jorge y Alberto Luis-, la sobreviviente Liselotte Leiser, falecida poco después, y su hijo, Jorge Nesviginsky.

Foto: Clarín: Alberto Luis Grimoldi y Liselotte Leiser de Nesviginsky

CGG
  • Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto
  • Compartir

comentarios

Deje su comentario







Por favor, ingrese el siguiente código y luego haga click en botón de envío. Gracias.

COMENTARIOS DE LOS LECTORES (0)

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

en las redes sociales

Facebook
Twitter
YouTube

newsletter

Reciba toda la información por
su casilla de e-mail.


Suscríbase desde aquí »

MANDE SUS DESEOS AL MURO

EDICION IMPRESA

Copyright 2010 ITONGADOL | Todos los derechos reservados

ezink | web applications