• Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto
  • Compartir

Argentina sigue trabajando para tener un vuelo directo sin escalas entre Tel Aviv y Buenos Aires

18.01.2018 08:48  | 

 Agencia AJN.- El subsecretario argentino de Inversiones Turísticas, Ramiro Alem, mantuvo una entrevista con la Agencia AJN en Jerusalem, en el marco de la visita oficial de Gabriela Michetti a Israel, y sostuvo que pretenden “seguir trabajando y conversando con la aerolínea El Al para tener un vuelo directo sin escalas” entre Tel Aviv y Buenos Aires. La Agencia AJN se encuentra en Israel para la cobertura del 70 aniversario del Estado hebreo.

Alem destacó que “hoy son 64 mil los pasajeros que viajan entre Argentina e Israel por año, 33 mil que van de Argentina a Israel y 31 mil que van de Israel a la Argentina”. “La demanda está. Hoy la apertura que expresa Argentina permite ponernos a disposición y ser facilitadores para la inversión”, agregó.

-Dos años después del primer encuentro entre Macri y Netanyahu en Davos, se produce esta visita oficial. ¿Cómo analiza este momento que les toca vivir?
-Hace cuatro meses el mismo Netanyahu estuvo en la Argentina y fue la primera vez de un premier israelí visitando en funciones el país. Eso marca claramente la visión que tiene Israel sobre Argentina. La visita de nuestra vicepresidenta con una delegación con foco económico, en inversiones y comercio, de industria, relaciones internacionales y turismo, marcan ni más ni menos que un empujón muy fuerte a la visión que tiene los dos presidentes, que en Davos establecieron una agenda de trabajo que están cumpliendo. Veo que tenemos una gran oportunidad de potenciar la relación entre dos países hermanos, que comparten una historia grande, donde tienen una comunidad que casi llega hoy a 100 mil judíos en Israel y 270 mil judíos en Argentina. Eso marca una oportunidad que no se ve reflejada en las relaciones comerciales y económicas. Tiene que ver con una postura de Argentina de haber estado con una política cerrada hacia un país estratégico como Israel, en donde podemos complementarnos y aprender en términos de innovación, tecnología y educación. Tenemos nuestra agricultura que también puede aportar mucho en cuanto a recursos naturales.

-Se habla de alrededor de aproximadamente 35 mil personas que viajan de Argentina a Israel por año. ¿Qué le sugiere escuchar ese número?
-Vamos a llegar a los 40 mil. Nuestro ministro, el licenciado Gustavo Santos, desde que empezamos la gestión la orientó hacia un tema estratégico, que es la conectividad. Sin conectividad, no podemos crecer ni llegar a los números que nos hemos propuesto. Se trata de conectividad en todos los términos, en este caso, por la distancia que hay con Israel y con Europa, es aérea. Con lo cual, hay una oportunidad en términos turísticos para crecer. Hoy son 64 mil los pasajeros que viajan entre Argentina e Israel, 33 mil que van de Argentina a Israel y 31 mil que van de Israel a la Argentina. Hoy están yendo vía Roma, Turquía, Madrid y Barcelona. Aun así, teniendo el acuerdo de Aerolíneas Argentina de código compartido con Tel Aviv, que eso ha ayudado mucho al flujo turístico, la oportunidad que nosotros vemos, y que fue el pedido específico del ministro de Turismo en esta visita, fue tratar de seguir trabajando y conversando con El Al, con la cual venimos trabajando hace un año y medio, para ponernos a disposición y hacer todo lo que podamos desde el gobierno argentino, para que podamos traer un vuelo directo sin escalas. Eso marcaría un cambio de un día para el otro, un trampolín que no se limita solamente a lo turístico. En los aviones viaja la educación, la innovación, la tecnología, el comercio, los negocios, los productos, viaja la gente. La conectividad es un puente entre dos culturas. Como tenemos sentimientos históricos con el pueblo judío, imaginate tener para un judío un avión que salga y en 15 horas aterrice en Ezeiza. Estamos trabajando esto y hemos tenido una excelente reunión con los colegas de El Al, tanto con el CEO actual como con el futuro CEO. Por lo cual, es una confirmación de una agenda de trabajo de un año y medio. Esta es la oportunidad de vernos cara a cara y de poder explorarla.

-¿Por qué no ocurrió hasta ahora? El imaginario era que el combustible no alcanzaba o porque era muy lejos…
-Recién ahora la tecnología hace que ciertos tipos de aviones, tanto de los fabricantes de Boeing como Airbus, tengan la autonomía como para poder volar esa distancia. El Al desde 2009 a 2011 volaba a San Pablo, que es más cerca. En conclusión, vamos a seguir trabajando en conjunto con el gobierno israelí y con la vocación de El Al y de Aerolíneas Argentinas para tratar de que ese puente sea más corto. Entendemos que es factible. No hay por lo pronto un anuncio concreto para hacer, pero sí una agenda de trabajo y un objetivo común entre los dos países. El negocio está, la demanda está. Han sido cuestiones políticas, quizás, años atrás. Hoy ya no hay ningún tipo de impedimento. Hoy la apertura que expresa Argentina permite ponernos a disposición y ser facilitadores para la inversión. Porque se trata de una compañía israelí invirtiendo a riesgo en Argentina.

-Además, el mundo no judío también viaja a Israel.
-Absolutamente. Y también El Al tiene conectividad con China, por lo cual Israel podría ser un puente para que los argentinos viajen a Beijing. Hay que trabajar desde lo técnico y la competitividad, para generar las condiciones que El Al demanda en términos de operatividad y seguridad que ellos establecen. Hay un objetivo común y gente muy comprometida en ambos gobiernos y en el sector privado para poder lograrlo.

-¿Qué implica que la cartera de Turismo esté en una visita tan importante como esta?
-El turismo en la administración de Macri pasó a estar como una prioridad en la agenda, siendo considerado uno de los sectores económicos estratégicos para el desarrollo del país. Pero con un factor muy determinante: el turismo genera mucho empleo, y en nuestro país hoy 3 de cada 10 argentinos viven bajo la línea de pobreza. Muchos podemos pensar que era inadmisible. Es inentendible que tengamos esa pobreza en un país con tanta potencialidad. El turismo, que pasó a estar en el Gabinete económico, tiene una capacidad de generar empleo y de contribuir a derrotar esa pobreza de una manera muy potente y rápida, comparada con otras industrias. Al mismo tiempo, tiene una distribución geográfica que no tienen todos los sectores productivos. Llega de la Quiaca hasta la Antártida, desde Mendoza a la Costa Atlántica, de Puerto Madryn a Iguazú. Llegando a economías regionales que no tienen otra alternativa que no sea el turismo, entendido como un desarrollo sustentable para sus comunidades, cuidando la naturaleza y generando el arraigo de la gente que no se vaya a una ciudad a buscar una expectativa, sino que se quede en su pago, emprendiendo. Y hay algo más: el turismo no es solamente el que va por placer, el turismo representa todo consumo y gasto económico que hace una persona que se traslada de su lugar de residencia a uno distinto, donde pernocta y vuelve al otro día. Eso ya es un turista, que puede tener tres motivos: ir por placer, por trabajo o para visitar un familiar. El G20 del año que viene es turismo. Y la visión es desarrollar más destinos turísticos, para que quienes visitan la Argentina no se queden con cuatro o cinco lugares tradicionales.

-¿Qué se lleva usted de este viaje?
-Es la primera vez que estoy en Israel. La verdad es que estoy muy emocionado por una cuestión personal, que tiene que ver con lo religioso. Estamos durmiendo en Jerusalem, la casa de paz para todas las religiones globales, por lo que estoy muy movilizado. En lo profesional, estoy completamente sorprendido por un país maravilloso con una democracia muy sólida y un diálogo que me ha sorprendido. Venía con algunos prejuicios respecto a lo que uno ve y realmente me he encontrado con gente amiga, hermanos y con una atención y mirada a nuestro país de realmente querer hacer cosas para ayudarnos a crecer juntos. Para que las empresas israelíes y argentinas empiecen a trabajar en conjunto y a poder complementarse con lo que cada uno sabe hacer. Para nosotros es una alegría y agradecimiento a nuestra vicepresidenta por habernos incluido en la agenda de trabajo como sector económico y es una oportunidad única y un orgullo como argentino poder aportar el grano de arena para este puente natural que ya tenemos en el sentimiento, pero que falta pasarlo a las relaciones comerciales y económicas. Creo que ambos países tenemos un futuro para mejorar la calidad de vida de nuestra gente.
  • Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto
  • Compartir

comentarios

Deje su comentario







Por favor, ingrese el siguiente código y luego haga click en botón de envío. Gracias.

COMENTARIOS DE LOS LECTORES (0)

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

en las redes sociales

Facebook
Twitter
YouTube

newsletter

Reciba toda la información por
su casilla de e-mail.


Suscríbase desde aquí »

MANDE SUS DESEOS AL MURO

EDICION IMPRESA

Copyright 2010 ITONGADOL | Todos los derechos reservados

ezink | web applications